Cuando las empresas de transporte público de la Ciudad de Buenos Aires y del conurbano amenazaron con dejar sin servicio de colectivos durante la noche y durante todo el día los domingos, el Gobierno nacional resolvió rápidamente los planteos y evitó que los porteños y los bonaerenses se quedarán sin colectivos. Pero en el interior reclaman hace meses sin respuesta.

Hace quince días, en la ciudad de Paraná hubo un paro interrumpido de todas las líneas durante las 24 horas a lo largo de dos semanas; en Tucumán los colectivos pararon ocho días; en Jujuy no hubo transporte público por una semana. Hasta en Córdoba hubo una huelga durante nueve días en 2018.

Mientras en Capital, un pasaje de colectivo cuesta $18, en el resto del país valen un 50% más. En Candelaria (Misiones) sale $30,54; en Puerto Iguazú $30 al igual que en Rosario; en General Roca $29,50; en Paraná y Córdoba $29 y en Bahía Blanca $29,85.

Marcelo Hase, gerente general de la Federación Argentina de Transportadores por Automotor de Pasajeros (FATAP), explicó a BAE Negocios: “Nos sentimos abandonados y discriminados, tanto el sector empresario, como los trabajadores y usuarios de transporte público que operan fuera del AMBA, como si hubiese dos países coexistiendo. Ante la mínima amenaza de corte del servicio, recibieron $325 millones y de un erario que se nos dice está colapsado”.

El sector comprende a 15.000 unidades, da empleo a 45.000 y en muchos casos, paga sus sueldos con retraso o los adeuda por la importante reducción de subsidios que han tenido. “En lo que va del año, se han tenido que despedir a 4.500 trabajadores y casi 25 empresas tuvieron que pedir el Procedimiento Preventivo de Crisis (PPC). No tenemos ni las tarifas de combustible congeladas, pagamos el litro de gasoil más de $50, se congeló para minoristas, pero a granel no, lo pagamos más caro que en surtidor”, contó Haye.

“Hasta la semana pasada, el Gobierno nacional publicaba solicitadas diciendo que el transporte público era responsabilidad de las provincias, pero a nosotros nos quitó el subsidio al quedarse con el impuesto a los combustibles. Hoy los subsidios en el interior no representan ni el 12% del costo total. Pedimos que no nos discriminen y el sector evalúa medidas de fuerza”, señala el gerente general de FATAP.

Te puede interesar:
 

 

Más notas de

Graciela Moreno

Coronavirus: quinientos dueños de supermercados no pueden volver de China

Empresarios de supermercados fueron a festejar el Año Nuevo Chino y no los dejan volver

Empresarios lanzan un geriátrico ultra premium que cuesta $360.000 al mes

Si el adulto necesita mayores cuidados supera los $400.000 al mes

Deudores de planes de ahorro demandan a las administradoras por daños y perjuicios

Los deudores volverán a marchar el miércoles en La Plata

Grupo local compra la tradicional fábrica de heladeras Neba

Neba cambia de manos

Ofrecen diez fondos de comercio de bares en el barrio de Palermo

Algunos de los bares de Palermo que están a la venta tienen casi una década de historia

Glovo se fue de Chile, Brasil y se va de Uruguay

En Argentina la empresa lanzó nuevos servicios

Bagley frena una de sus cinco plantas y suspende a 370 operarios

Bagley es la mayor empresa de galletitas de América del Sur

El dueño de la fabricante de gaseosas Manaos denuncia un boicot en su contra

El dueño de Manaos denuncia un boicot en su contra

El escándalo del cordero pone en alerta los negocios de Federico Álvarez Castillo

El empresario eforzaría la custodia en Etiqueta Negra y teme menos ventas en The Colette, que inaugura en noviembre

Cerró el bar Bauness, un clásico del barrio de Villa Urquiza

Los vecinos lamentan el cierre del bar Bauness