Los ministerios de Hacienda y Producción trabajan en conjunto para delinear el decreto a publicar en el Boletín Oficial que dará a conocer los sectores que no tendrán reintegros a la exportación y donde habrá excepciones para las pymes relacionadas a las economías regionales; complicadas hoy frente a los vaivenes de la economía como aumentos de costos e inflación.

Fuentes de ambas carteras señalaron que se analiza la "letra chica" a partir de los "cálculos" para evitar un desfasaje a un sector que se entiende presenta un panorama distintos a las empresas que tienen "mayor" espalda financiera. Además habrá una devolución de los reintegros mas "ágil", es decir de forma automática algo que hasta la fecha no pasa. Sucede también que la Ley de Pymes no puede ser modificada en su estructura impositiva. Lo cual tendría una salvedad en la medida y debería el sector ser excluida.

Una de las economías regionales que reclama la continuidad de los reintegros es el complejo vitivinícola. De sacarse el beneficio, el sector deberá afrontar impuestos por u$s55 millones por año. Sucede que las exportaciones de vinos están muy deprimidas dado que en los últimos dos años no crece en términos constantes. Además ante la buena cosecha, los envíos hacia el exterior era el camino para sacar el excedente a partir del alza en el tipo de cambio.

Desde la Corporación Vitivinícola Argentina (Coviar) su gerente general Carlos Fiochetta recordó que "el concepto de reintegros es devolución de impuestos que se han pagado a lo largo del proceso productivo con lo cual se puede ver que no es un subsidio". Según Coviar, el sector soporta una carga impositiva del 65,4%, en tanto que en la producción primaria esta relación es de 43,4 por ciento.

En tanto, el titular de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa ( CAME), Pablo Vernengo señaló que esperan ver la" letra chica" para ver si se tiene "en cuenta a las pymes agropecuarias que necesitan mas velocidad en los reintegros" y constatar que "las producciones que están en jaque mantengan el beneficio".

De todos los reintegros que tienen hoy los distintos sectores, las economías regionales representan el 7% a nivel nacional. El ponderado promedio está en el 5,1 por ciento. Hablamos de frutas, hortalizas, miel, vino, yerba mate, entre otros. En Coninagro advirtieron que el hecho de retirar los reintegros basados en la mejora del tipo de cambio, responde a "circunstancias con lo que no se ve una política definida a favor de la producción sino que se trata de medidas fundamentadas en función del déficit".

El "semáforo" de Economías Regionales que realiza la entidad agropecuaria presentó en agosto 11 sectores productivos con signos de crisis de las 19 actividades registradas. El Gobierno entiende el efecto de quitar los reintegros y por eso busca adecuar las medidas para un sector que genera empleo