La fabricante de neumáticos Fate, propiedad del empresario Javier Madanes Quintanilla, presentó un procedimiento preventivo de crisis (PPC) ante la secretaría de Trabajo, al alegar una caída de sus ventas y la acumulación de stock en su planta ubicada en San Fernando.

La fábrica emplea a casi 1.600 personas y exporta el 50% de su producción.

La suba de los costos, tras la devaluación del año pasado, más la caída del mercado interno impactaron de lleno en los resultados de la compañía.

Ver más productos

Macri planea resolver la transición por decreto

Macri planea resolver la transición por decreto

El Vaticano contra “la manipulación de la religión”

El Vaticano contra “la manipulación de la religión”

Ver más productos