El presidente Alberto Fernández confirmó este viernes que asistirá a la Conferencia de Naciones Unidas sobre Cambio Climático (COP26) en la que los países deben presentar sus estrategias a largo plazo para mitigar las emisiones de carbono, acorde a lo establecido y ratificado en el Acuerdo de París, al que Argentina suscribió. 

Es el intento de mantener la temperatura media global no más de 2°C por encima de los niveles preindustriales, y con esfuerzos, de 1,5°C.

Este año, la presidencia de la Cumbre de Líderes por el Cambio Climático será asumida por Reino Unido y se espera que también participe la famosa activista sueca, Greta Thunberg

La COP26 se realizará en Glasgow, Escocia, entre el 1 y el 2 de noviembre. La edición de negociaciones entre los países debía haberse realizado en el 2020 pero la pandemia del coronavirus (Covid-19) provocó su suspensión. 

Alberto y su compromiso ambiental

Fernández confirmó su asistencia mediante videoconferencia con el secretario de Estado para el Desarrollo Internacional del Reino Unido, Alok Sharma, quien destacó el "liderazgo" del presidente argentino en el cuidado del ambiente. 

"Tenemos un compromiso real por el cuidado ambiental", aseguró el mandatario, aunque reconoció que "uno de los mayores problemas que el cambio de la matriz energética supone es cómo se financia".

El compromiso de los países en referencia a los impactos del cambio climático tendrá en cuenta, en las negociaciones, cuántos gases efecto invernadero (GEI) emite cada uno, siendo los más ricos los que lideran el ránking.  

En tanto, el jefe de Estado reafirmó el compromiso de Argentina por trabajar con mayor profundidad en la transición hacia las energías renovables. "Cuando planteamos la necesidad de lograr más tiempo para el pago de la deuda, es poder aplicar esos recursos por ejemplo para poder aplicarlos en la reforma energética", explicó Fernández.