Un grupo de dirigentes del Partido Obrero (PO), entre quienes se destacan los históricos Jorge Altamira y Marcelo Ramal, rompieron con el partido de izquierda troskista para "formar su propia organización" , en discrepancias con las resoluciones adoptada desde la conducción de esa agrupación.

Altamira y Ramal junto a los dirigentes Juan Ferro, Daniel Blanco, Julio Quintana decidieron alejarse del Partido Obrero, como corolario de la crisis desatada en abril cuando fueron apartados de la conducción de esa fuerza, dijeron voceros de los dirigentes disidentes.

La ruptura se concretó durante el fin de semana, cuando los disidentes llevaron a cabo una asamblea fuera de las estructuras partidarias para conformar una nueva agrupación de izquierda. "Denunciamos que la invocación al programa del Partido Obrero y la CRCI que realiza el grupo de Altamira es una coartada para justificar su política rupturista", afirmó el Comité Nacional del PO en un comunicado.

La "fracción pública" que Altamira han proclamado "violenta del modo más elemental la unidad de acción de una organización revolucionaria", sostuvo. La cúpula del PO aduce que el grupo de Altamira fue derrotado en "decisiones democráticas" (congresos y conferencias electorales, entre otras), pese a lo cual "ha resuelto desconocerlos y actuar como un partido propio, dirigiéndose hacia el exterior de la organización".

Ver más productos

Miles de personas llegaron a la Plaza de Mayo desde distintos puntos de Capital y Gran Buenos Aires.

17 de octubre: una lealtad eterna

En cronishop.com.ar podés encontrar algunos de los mejores vinos y espumantes del mercado.

¿Cómo atraer a los Millennials al mundo del vino?

Roma está poblada de aborígenes

Roma está poblada de aborígenes

Ver más productos