El "triunvirato" de organizaciones sociales que integran la CTEP, Barrios de Pie y la CCC envió este jueves una carta al gobernador bonaerense, Axel Kicillof, en la que criticó su reforma impositiva, al considerar que es "moderada e insuficiente" por no alcanzar con mayor fuerza a "los ricos", mientras que advirtió que "la cobardía en la defensa del pueblo pobre y trabajador es una traición".

La crítica de los movimientos sociales se dio en paralelo a la reunión que el gobernador mantuvo esta tarde con los intendentes bonaerenses de Juntos por el Cambio para intentar destrabar la reforma, tras caerse la sesión para su tratamiento la semana pasada.

Los movimientos sociales destacaron el "carácter progresivo" de la reforma, al remarcar que reafirma el hecho de que "los más ricos deben hacer un aporte mayor al país", pero lamentaron que "la medida no permite ni por asomo resolver los gravísimos problemas sociales e institucionales de la Provincia".

La carta llevó la firma de dirigentes como Esteban "Gringo" Castro ( CTEP), Juan Grabois (MTE), Juan Carlos Alderete ( CCC), Daniel Menéndez ( Barrios de Pie) y Emilio Pérsico (Movimiento Evita), estos dos últimos integrantes de la gestión nacional de Alberto Fernández, como subsecretario y secretario de Economía Social, respectivamente.

Fuentes de la CTEP aclararon a BAE Negocios que la misiva está firmanda individualmente y no en representación de las organizaciones. Aun así, quienes la firman son referentes de sus organizaciones y la mayoría está en proceso de unificación gremial en el sindicato de la Unión de Trabajadores de la Economía Popular (UTEP), que fue presentado la semana pasada con el aval presidencial.

"Usted sabe perfectamente si los sectores ricos no pagan los impuestos como corresponde, el Gobierno tiene pocas opciones: endeudarse más, comprometiendo las futuras generaciones; sacarle a la clase media y los sectores populares lo que no tienen", alertaron en la misiva dirigida a Kicillof.

Y agregaron: "Eso no vamos a permitirlo. Hemos luchado para salir del infierno y vamos a permanecer movilizados para recuperar lo perdido y avanzar hacia una Argentina con Justicia Social. Por eso, cuente con nosotros para avanzar en el camino que ha emprendido y sepa que nuestro apoyo es a la vez una exigencia".

"Sepa que nuestro apoyo es a la vez una exigencia: la cobardía en la defensa del pueblo pobre y trabajador es una traición a las banderas históricas que defendemos. Ellos defienden sus privilegios, nosotros defenderemos nuestros derechos", agregó la misiva.

A su vez, las organizaciones sociales definieron en la carta a los sectores ricos como aquellos que "todo lo tienen pero sienten que nada deben al resto de la sociedad" y que además "evaden impuestos o fugan sus capitales a paraísos financieros sin sentir un miligramo de culpa por el daño social que producen".

En el primer tramo de la misiva, los dirigentes sociales cargaron contra la gestión de Cambiemos, al hacer hincapié en una " Provincia de Buenos Aires prendida fuego", producto de la "herencia" que deja la anterior administración.

La carta completa:

CARTA ABIERTA AL SEÑOR GOBERNADOR Axel Kicillof

Como Ud. Sabe, la Provincia de Buenos Aires está prendida fuego. Los hospitales no dan abasto, las escuelas se caen a pedazos, no hay colonias de vacaciones para los pibes humildes. El hambre campea en las barriadas populares, la droga sigue haciendo estragos, millones de familias subsisten sin la más mínima infraestructura en los dos mil asentamientos de la provincia rodeados de contaminación y microbasurales, las inundaciones amenazan con destruir la vida precaria de millones de compatriotas porque las obras prometidas, como los pluviales, nunca se realizaron. Los pobres, más pobres que nunca y endeudados hasta el cuello por los milagrosos créditos ANSES; la clase media soportando tarifas exorbitantes, pagando alquileres imposibles o dejando jirones de su vida para costear los milagrosos créditos UVA.

El sector productivo está totalmente arruinado: las fábricas con altísimos niveles de capacidad ociosa o directamente cerradas, las PyMEs ahorcadas, los comercios vacíos porque los trabajadores perdieron su poder adquisitivo. En el campo, los chacareros siguen relegados y los millares de agricultores invisibilizados del campo pobre sudando al rayo del sol en la producción de alimentos bajo el yugo de arrendamientos irregulares y leoninos. Todo ello en un contexto de descalabro financiero, una deuda exorbitante e instituciones paralizadas.

Esa es la herencia que deja el PRO en la Provincia de Buenos Aires tras gobernar cuatro años para los ricos sin soslayar los graves déficits de gestiones anteriores. No se animaron a cambiar la matriz regresiva de la distribución del ingreso, la riqueza y la tierra en la provincia también por miedo a los ricos. Cuando hablamos de los ricos, no nos referimos a un chacarero ni de una familia con dos o tres propiedades sino a las grandes fortunas, al 1%, la punta del iceberg, la crema de la crema, a los que todo lo tiene pero sienten que nada deben al resto de la sociedad. Por eso, evaden impuestos o fugan sus capitales a paraísos financieros sin sentir un miligramo de culpa por el daño social que producen.

Ud. debe afrontar una enorme deuda social. Esa deuda, conforme a lo acordado en el COMPROMISO ARGENTINO POR EL DESARROLLO Y LA SOLIDARIDAD suscripto por organizaciones sociales, sindicales, empresarios y el gobierno nacional, debe siempre ser una prioridad sobre las deudas financieras y los intereses mezquinos de las élites. Sólo así podremos propiciar el Desarrollo Humano Integral de nuestro Pueblo. En ese marco, muchos dirigentes del campo popular consideramos su propuesta de reforma impositiva moderada e insuficiente, pero apoyamos su carácter progresivo y su intencionalidad reparatoria de las graves asimetrías sociales tanto en el campo como en las ciudades bonaerenses.

Como establece nuestra Constitución, el régimen fiscal debe procurar que los que más tienen aporten más. Hoy, los impuestos al patrimonio en general y las grandes fortunas en particular sólo representan el 4% de la recaudación. Esto es una gran injusticia que debe cesar. Los impuestos al consumo son siempre regresivos mientras que los impuestos al patrimonio, la renta y las ganancias permiten una efectiva redistribución de la riqueza. Así funcionan los países que han logrado niveles de equidad aceptables.

En ese sentido, su decisión –aunque no cambia esa matriz injusta– va en la dirección correcta. Beneficia a los pequeños productores, tambos y chacareros, y reafirma que los más ricos deben hacer un aporte mayor al país. Lo lamentable del caso es que esta medida no permite ni por asomo resolver los gravísimos problemas sociales e institucionales de la Provincia de Buenos Aires. Apenas cubre las partidas del presupuesto vigente. Y aun así vemos como la incomprensión, el oportunismo político y la avaricia se imponen. Es realmente indignante ver a la actual oposición y a sectores minoritarios de la élite propietaria defender mezquinamente sus privilegios frente a una medida tan moderada con el concurso de algunos medios de comunicación que quieren confundir a la población y asociar los intereses de éste opulento 1% con el de las clases medias y sectores productivos.

Ud. sabe perfectamente si los sectores ricos no pagan los impuestos como corresponde, el Gobierno tiene pocas opciones: endeudarse más, comprometiendo las futuras generaciones; sacarle a la clase media y los sectores populares lo que no tienen; continuar con la precariedad, el deterioro y la degradación, el hambre y la deserción escolar, la enfermedad y la desocupación: dejar que todo se derrumbe, invirtiendo las prioridades que establecimos colectivamente entre todos y todas: empezar por los últimos para llegar a todos.

Eso no vamos a permitirlo. Hemos luchado para salir del infierno y vamos a permanecer movilizados para recuperar lo perdido y avanzar hacia una Argentina con Justicia Social. Por eso, cuente con nosotros para avanzar en el camino que ha emprendido y sepa que nuestro apoyo es a la vez una exigencia: la cobardía en la defensa del pueblo pobre y trabajador es una traición a las banderas históricas que defendemos. Ellos defienden sus privilegios, nosotros defenderemos nuestros derechos.

Esteban " Gringo" Castro (Secretario General CTEP - UTEP) * Daniel Menéndez (Coordinador Nacional Barrios de Pie - UTEP) * Juan Carlos Alderete (Coordinador Nacional Corriente Clasista y Combativa – UTEP) * Angel Strapazzon y Eleonora Pedot (Movimiento Nacional Campesino Indígena - UTEP) * Dina Sanchez (Frente Popular Darío Santillan – UTEP) * Sergio Sanchez y Jacquelina Flores (Movimiento de Trabajadores Excluidos – UTEP) * Vasco Murua (Movimiento Nacional de Empresas Recuperadas – UTEP) * Marina Josky y Christian Romo (Movimiento Popular La Dignidad - UTEP) * Belen Rosas y Diego Markus (OLP – CTEP) * Tamara Rosso y Daniel Trigo (Movimiento Pueblo Unido – UTEP) * Fernanda Colo (CTD Anibal Verón) * Fernanda Miño (Mesa Nacional de Barrios Populares) * Emilio Pérsico (Secretario Nacional Movimiento Evita) * Juan Grabois (MTE - UTEP)