Los nombres de la totalidad de los ministros que integrarán el Gabinete de Alberto Fernández se confirmarán la última semana antes del cambio de mando, para evitar el desgaste al que serían sometidos en la etapa de transición.

Desde el equipo del presidente electo confirmaron a BAE Negocios que la integración ministerial se oficializará "la última semana" antes del 10 de diciembre cuando será el recambio de gobierno, a pesar de ya hay varios nombres que desde distintos sectores dan por confirmados.

La especulación acerca de un anuncio inmediato de los nombres de la primera línea de colaboradores de Fernández se aceleró en las últimas horas, luego de que el presidente electo se reuniera con su vice, Cristina Fernández, para ajustar los detalles de la conformación de la próxima administración.

El encuentro se produjo apenas Cristina regresó de Cuba, donde pasó varios días acompañando a su hija Florencia, quien se encuentra en tratamiento médico en la isla. Al salir del encuentro, Fernández sostuvo que el Gabinete está "básicamente definido".

Apuros y nombres 

La presión por conocer quiénes serán los ministros de Alberto está impulsada por los sectores financieros y productivos, que quieren tener rápidamente un interlocutor que explicite las reglas de juego para la operatoria de los próximos meses.

Pero, además, es un escenario cómodo para la gestión saliente de Mauricio Macri, que transferiría  de ese modo, gran parte de la carga del último mes de administración al Frente de Todos. Este último mes puede ser central para determinar en qué estado encontrarán la administración el equipo que viene.

Más allá de las listas de nombres de ministros que circulan en forma profusa vía whatsApp, se da por descontado que Santiago Cafiero ocupará la jefatura de Gabinete; que Claudio Moroni estará en el Ministerio de Trabajo; que Felipe Solá  estará en la Cancillería y Daniel Arroyo en el Ministerio de Desarrollo.

En tanto, habrá lugares claves en el área económica para Matías Kulfas, Cecilia Todesca y Guillermo Nielsen, y hasta se menciona una propuesta para crear un Ministerio de Desarrollo Económico que impulsan los sectores industrialista, como informó BAE Negocios.