L os resultados de la elección de ayer confirmaron las expectativas del mercado y se espera que hoy la Bolsa porteña festeje el mayor caudal político ganado por Cambiemos a nivel nacional y, principalmente, en la provincia de Buenos Aires.

Los inversores confían en que los nuevos legisladores que sumará el oficialismo le allanarán el camino para poder llevar adelante las reformas estructurales que tiene en carpeta y esto repercutirá en la consolidación del incipiente crecimiento que comenzaron a mostrar los últimos datos de la economía y en la mirada que tienen las calificadoras de riesgo sobre el país, lo que abriría la puerta al ingreso de más fondos internacionales.

Según Federico Furiase, economista director de Eco Go/Estudio Bein, la confirmación del triunfo de Cambiemos a nivel nacional y provincial, lo que le asegura al Gobierno la construcción del capital político para lograr aprobar en el Congreso reformas estructurales, se prolongará “el escenario de compresión de spreads en bonos” y el dólar se mantendrá “tranquilo”.

De esta forma, indicó Furiase, “continuará el atractivo de la duration/convexidad de los bonos largos en dólares y el carry trade de las Lebac, con margen de suba en los precios de las acciones, en un contexto donde se consolidan las señales de la recuperación económica”.

Otro de los activos que se verían favorecidos con este resultado son los cupones atados al PBI -afirma el economista- “con buenos números de crecimiento que se extenderán a noviembre, más allá de la incertidumbre asociada a si se llega a dar un crecimiento por arriba del benchmark de 3% en 2017 que gatillaría el pago en 2018 y del año de empalme de la nueva base que define el flujo futuro del instrumento”.

El analista financiero, Christian Buteler, también cree que el triunfo de Cambiemos ayer le dará un “arranque alcista a la Bolsa y bajista al dólar”.

No obstante, no descarta que a partir del miércoles podamos ver una toma de ganancias, luego de la fuerte racha alcista que vienen sosteniendo tanto acciones como bonos locales desde las PASO. “Creo que ya conociéndose la noticia puede ser que veamos lo de ‘comprar con el rumor y vender con la noticia’. Estamos en récord del Merval y un descanso no le vendría mal. Puede que después de una reacción positiva inicial veamos una toma de ganancias que el mercado está esperando hace rato”, afirmó Buteler. También el dólar tendría una primera respuesta a la baja para luego volver a estabilizarse a lo largo de la semana.

Anticipando los resultados de ayer, el dólar cerró el viernes pasado con una caída de tres centavos, en $17,42 el mayorista y $17,74 según el promedio de las pizarras de los bancos.

En la misma línea, el Merval despidió la última rueda pre electoral con buen volumen de negocios y un avance de 0,70%, al ritmo de las encuestas que anticipaban un triunfo del oficialismo en todo el país.

  • Datos de octubre le dan aire al BCRA para mantener la tasa

El Banco Central confía en que los datos de inflación de octubre volverán a ubicarse más cerca del sendero esperado para poder alcanzar la meta de 2018, por lo que se espera que mañana mantenga su tasa de política monetaria en el 26,25% a pesar de la fuerte suba de precios de septiembre.

Analistas creen que, con números preliminares que indicarían que este mes el índice de precios al consumidor (IPC) podría mostrar un alza del orden del 1,3% o más baja, especialmente por la desaceleración de los productos estacionales y los alimentos, el BCRA no tocaría por ahora la tasa de referencia.

En todo caso, continuará regulando la absorción de liquidez a través de sus intervenciones en el mercado secundario de Lebac.

No obstante, los especialistas coinciden en que si la inflación núcleo continúa en la zona de 1,6/1,7% mensual en noviembre y diciembre, entonces el Central podría dar alguna señal desde el lado de la tasa de referencia para ganar credibilidad y anclar las expectativas de cada a las paritarias del próximo año y los ajustes tarifarios que aún restan aplicar.