A dos días de anunciar el Gabinete completo, el presidente electo, Alberto Fernández, continuó con el pulido final del su equipo, en el que ayer confirmó a Mario Meoni al frente del ministerio de Transporte.

De esa manera, el ex intendente de Junín se quedó con el estratégico puesto en la cartera de Transporte y sumó un lugar en el Gabinete para los dirigentes cercanos al flamante presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa.

Luego de que el martes el líder de Camioneros, Hugo Moyano, le pidiera por Guillermo López de Punta para ese cargo, Fernández se decidió por Meoni, socio histórico del titular del Frente Renovador.

También fue confirmada la designación de la diputada nacional Victoria Donda al frente del Instituto Nacional contra la Discriminación, la Xenofobia y el Racismo (Inadi).

La legisladora estuvo ayer en las oficinas de Fernández en Puerto Madero, donde le fue ratificado su puesto en el organigrama.

También pasó por el edificio el diputado nacional Daniel Scioli, quién fue designado como el próximo embajador en Brasil, donde representará al país ante la administración de Jair Bolsonaro.

Otro de los "seguros" ratificado fue el diputado nacional Eduardo "Wado" De Pedro como ministro del Interior, un cargo estratégico en el que tendrá relación con todos los gobernadores.

Fernández también mantuvo un encuentro con el empresario Alejandro Roemmers quien le ofreció al Estado argentino más de 6.000 libros y manuscritos de Jorge Luis Borges, los que forman parte de la colección privada del actual presidente de la Fundación Argentina para la Poesía.

Roemmers le dedicó al presidente electo su libro "El regreso del Joven Príncipe", un texto que promueve los valores humanos en la formación de los jóvenes.