El titular de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, anunció que este jueves presentará un proyecto de ley para convertir los planes sociales en empleo formal.

"Mañana ingresaremos la ley que convierte los planes sociales en trabajo genuino. Con metas, capacitaciones y herramientas de promoción para salir de la emergencia del plan y construir un puente hacia el trabajo para casi un millón de argentinos y argentinas", publicó Massa en su cuenta en la red social Twitter.

El líder del Frente Renovador viene trabajando hace tiempo en esa iniciativa, de la cual habló en varias oportunidades con el presidente Alberto Fernández. Desde un comienzo el oficialismo tenía pensado presentarla entre las Primarias Abiertas, Simultáneas y Obligatorias (PASO) y las elecciones generales del 14 de noviembre, cualquiera fuera el resultado de las primarias.

Según fuentes oficiales, el Gobierno nacional avanza en su objetivo de reconvertir los planes sociales en puestos de trabajo genuino. El mandatario se refirió a este tema más de una vez en sus diferentes discursos, incluso el ex ministro de Desarrollo Social Daniel Arrollo -muy cercano a Massa- venía trabajando en esa dirección. Hasta el momento, ya se incorporó a trabajadores rurales y de la construcción al plan que forma parte de la reactivación económica y de la etapa actual de la pospandemia.

La idea es transformar los distintos planes sociales en puestos de trabajo, en un acuerdo tripartito con las cámaras empresarias y las organizaciones de trabajadores.

El primer paso fue dado en agosto pasado con los trabajadores rurales, que en un total de 250 mil pasaron a desempeñar sus funciones en el terreno mientras mantienen la asistencia del Estado, sin perder las asignaciones ni ninguna de sus atribuciones. Luego siguió el programa "Construir Trabajo e Igualdad", anunciado el lunes pasado, que implica la transformación de planes sociales en trabajo en el sector de la construcción.

El Gobierno tiene previsto sumar a esta propuesta de reconversión laboral a la industria textil, de extenso desarrollo en el país, y la gastronomía, entre otros sectores de la economía que, además de impactar en la creación de puestos de trabajo, favorecen la producción y el consumo.

Si bien la construcción genera muchos puestos de trabajo por su ramificación en el sector público y privado, el Poder Ejecutivo tampoco quiere perder de vista a los otros sectores y avanzará en nuevos horizontes para robustecer la oferta de empleo destinada a beneficiarios de planes sociales.