Luego de una maratónica sesión para aprobar el proyecto de aborto, la Cámara de Diputados aprobó esta mañana el denominado "Plan de los 1000 días", que establece una protección para la mujer embarazada y al niño hasta los primeros tres años de vida.

La iniciativa que ahora será enviada al Senado fue confirmada con 196 votos a favor, ninguno en contra y 5 abstenciones. 53 Diputados que votaron la primera iniciativa de Interrupción Voluntaria del Embarazo pero no continuaron en la sesión para la segunda misiva.

Al abrir el debate, el presidente de la Comisión de Salud, Pablo Yedlin, miembro informante del proyecto del Poder Ejecutivo, puso de relieve la importancia de la iniciativa, al señalar que "es un proyecto de ampliación de derechos para el binomio madre-niño".

A su turno, desde el PRO, Carmen Polledo, respaldó en general a la iniciativa, aunque planteó disidencias con el proyecto con el argumento de que "se presenta como unificador de políticas publicas ya existentes" y dijo que "está enfocado en el establecimiento de un nuevo subsidio adicional pero que no alcanza".

En tanto, el diputado de Consenso Federal Eduardo 'Bali' Bucca consideró "insuficiente" el proyecto, al advertir que debía incorporar la atención de niños y niñas expuestos a los fenómenos ambientales "como los que sufren los que están a la vera de la cuenca Matanza-Riachuelo".

Tras más de 21 horas de sesión, el presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, puso a votación una moción del diputado radical Facundo Suárez Lastra, para acortar la lista de oradores, propuesta que fue aprobada por unanimidad.

El Plan, conocido como "de los 1000 días", que se debatió tras la aprobación del proyecto de Interrupción Voluntaria del Embarazo, apunta a proteger a las mujeres más vulnerables que están embarazadas, y a sus hijos e hijas.

La iniciativa establece una nueva asignación por Cuidado de Salud Integral, que consiste en el pago de una Asignación Universal por Hijo ( AUH) a concretarse una vez por año para ayudar al cuidado de cada niño o niña menor de tres años.

Además, amplía la Asignación Universal por Embarazo (AUE), que pasará de tener seis mensualidades a nueve, para abarcar la totalidad de la gestación.