La Corte Suprema de Justicia ratificó este jueves las condenas de los acusados por la Tragedia de Once, ocurrida en febrero de 2012, en la que murieron 52 personas y casi 800 resultaron heridas.

El máximo tribunal rechazó las apelaciones de los condenados, por lo que las sentencias quedaron firmes definitivamente, ya que no existe otra instancia de apelación.

De esta forma, fue ratificada la condena a cinco años y medio de prisión al ex secretario de Transporte Juan Pablo Schiavi, y la de tres años y tres meses del maquinista del tren Marcos Antonio Córdoba, además de otros 16 acusados.

En cambio, la decisión de la Corte no alcanzó a Julio De Vido, ex ministro de Planificación Federal de Néstor y Cristina Kirchner, , porque su apelación aún no llegó al máximo tribunal del país.

En tanto, la sentencia del ex secretario de Transporte Ricardo Jaime quedó pendiente de resolución por el momento.

La resolución de la Corte fue firmada por cuatro de sus cinco jueces: Carlos Rosenkrantz, Ricardo Lorenzetti, Elena Highton de Nolasco y Horacio Rosatti, mientras que Juan Carlos Maqueda no votó.

Los supremos rechazaron los recursos "por falta de agravio federal suficiente o cuando las cuestiones planteadas resultaren insustanciales o carentes de trascendencia".

Las condenas habían sido originalmente impuestas por el Tribunal Oral Federal Nº 2, compuesto por Jorge Gorini, Jorge Tessara y Rodrigo Gimenez Uriburu en diciembre de 2015.

En ese momento, sentenció a 21 acusados en total por los delitos de estrago culposo y administración fraudulenta.

Unos dos años y medio después, en mayo de 2018, la Cámara Federal de Casación Penal confirmó 20 de estas condenas,  aunque rebajó la mayor parte de las sentencias y absolvió a un acusado.