El presidente Alberto Fernández dialogó este viernes con por videoconferencia con su par de Rusia, Vladimir Putin, sobre la vacuna Sputnik V contra el coronavirus (Covid-19), que el Gobierno nacional anticipó la compra y espera recibir cuando finalicen las pruebas médicas.

Según supo NA de fuentes oficiales, la comunicación se extendió por 33 minutos y se realizó desde la sala de videoconferencia de la Quinta de Olivos.

Además del jefe de Estado, de la charla participaron el gobernador de Buenos Aires, Axel Kicillof; el ministro de Salud bonaerense, Daniel Gollán; y el viceministro provincial del área, Nicolás Kreplak.

El principal tema del diálogo entre los dos mandatarios tuvo que ver con la vacuna, de la que Argentina planea adquirir unas 25 millones de dosis, para iniciar con la aplicación apenas esté disponible.

No obstante, durante la comunicación también se abordaron otras cuestiones de la relación bilateral, que la Casa Rosada apunta a profundizar.

Los mandatarios mantuvieron una conversación de 33 minutos

Kirill Dmitriev, CEO, Russian Direct Investment Fund (RDIF), comentó a la agencia Sputnik sobre la llamada: "Celebramos el acuerdo de nuestros dos países sobre el suministro de la vacuna Sputnik V, así como los llamamientos del presidente de Argentina, Alberto Fernández, a no politizar el tema de la infección por coronavirus y las compras de medicamentos relacionados.

"El éxito en la lucha contra la pandemia depende en los esfuerzos coordinados de todos los países. Esa cooperación debe estar fuera de la política y debe basarse exclusivamente en los principios del humanismo con igual acceso para todos los países a la vacuna. Rusia está abierta a la cooperación en el área de seguridad epidemiológica con todos los países ", agregó el empresario.

Según Dmitriev, las encuestas recientes han demostrado que los argentinos que están dispuestos a vacunarse contra el coronavirus prefieren la vacuna rusa.

Por la tarde de este viernes, cuando se dé a conocer el anuncio de la nueva etapa de cuarentena en el AMBA y en el interior del país, está previsto que el Presidente ofrezca mayores detalles de su conversación con Putin que forma parte también de unas relaciones estrechas que selló la Casa Rosada con el Kremlin desde que el Frente de Todos llegó al poder en diciembre pasado.

Daniel Gollán, Axel Kicillof y Nicolás Kreplak también participaron de la llamada

“Estamos con muy buenas expectativas, muy esperanzados. Para diciembre podríamos tener vacuna”, sostuvo el Presidente cuando anunció la noticia. “Nosotros venimos conversando con el fondo soberano de Rusia desde hace ya bastante tiempo tratando de ver cómo evoluciona su vacuna, porque a nosotros nos importa mucho tener la primera que salga en el mundo y que nos ayuden a tenerla en Argentina”, dijo Fernández días atrás a la cadena rusa tras darse a conocer el viaje secreto de Vizzotti.

Argentina importará en diciembre próximo unas diez millones de dosis y en enero ingresarían otros 15 millones de dosis.

El pasado 11 de agosto Rusia registró la primera vacuna contra el Covid-19, desarrollada por el Centro de Epidemiología y Microbiología Nikolái Gamaleya. El fármaco se produce en cooperación con el Fondo Ruso de Inversión Directa (RDIF). Sputnik V pasó dos fases de pruebas, y los ensayos posregistro se llevan a cabo en la actualidad.

La ANMAT ya analiza la Sputnik V

El expediente de la vacuna  ya ingresó en Anmat para "analizarla y avanzar en los debidos procesos", señaló la secretaria de Acceso a la Salud Carla Vizzotti.

En declaraciones a TN, la funcionaria explicó que el Gobierno realizará "una campaña extraordinaria" sobre la que apuestan a que "se construya confianza" en las vacunas que lleguen al país.

"En la decisión de evaluar vacunas no existe la geopolítica sino que existe la evaluación de la seguridad y la eficacia", subrayó la secretaria.

Argentina espera la aprobación de la vacuna para empezar a importarla

La vacuna todavía no terminó sus ensayos de Fase 3 y no está aprobada por la OMS. Sin embargo, ante críticas como la de Alfredo Cornejo, diputado nacional de la UCR, sobre la "liviandad" con la que actuó el Gobierno; desde la administración de Salud aclararon que la adquisición se concretará solo si los tests son exitosos y se comprueba que sirve para generar anticuerpos contra la enfermedad.

Además, tanto el ministro de Salud, Ginés González García, como la propia Vizzotti, aclararon finalmente que la vacuna no será obligatoria, pese a que la secretaria de Acceso a la Salud había afirmado antes lo contrario. También anticiparon que será suministrada a la población de forma gratuita.