El exjuez de la Corte Suprema de Justicia, Raúl Zaffaroni advirtió que si el máximo tribual convalida el traslado de los jueces Leopoldo Bruglia y Pablo Bertuzzi "estaría bordeando el prevaricato". Además rechazó el planteo de condiciones de Mauricio Macri para sentarse en una "mesa de diálogo" y se mostró a favor de la reforma judicial.

"Si la Corte convalidara el traslado de los jueces Bruglia y Bertuzzi estaría bordeando el prevaricato porque no es una cuestión administrativa, es una cuestión constitucional", alertó el exintegrante del máximo tribunal en diálogo con AM 750.

Zaffaroni consideró que la demora en la definición de Carlos Rosenkrantz, Elena Highton de Nolasco, Juan Carlos Maqueda, Ricardo Lorenzetti y Horacio Rosatti puede responder que "están evaluando una oportunidad ante la situación Bruglia, Bertuzzi y Castell". (Germán)

En la misma línea volvió a enfatizar en que "es necesario cerrar el prevaricato en el ámbito de la prohibición" porque de lo contrario "se puede disparar contra cualquiera y es muy riesgoso".

Al ser consultado por el llamado a la mesa de diálogo que impulsó la vicepresidenta Cristina Fernández, el actual integrante de la Corte Interamericana de Derechos Humanos respaldó la propuesta, sin embargo no convalidó la "condiciones" que expuso el expresidente Mauricio Macri.

"Si alguien pone condiciones es porque no está dispuesto al diálogo”, señaló.

Reforma judicial y Guernica 

Raúl Zaffaroni avaló la propuesta del oficialismo por llevar adelante una Reforma Judicial al considerar que el sistema actual "tiene una estructura obsoleta", razón por la cuál el proyecto del Frente de Todos sería "un primer paso". 

“La reforma judicial que se propone es un primer paso. Nuestro Poder Judicial tiene una estructura obsoleta. Para que la Corte funcione más o menos bien necesitaría unos 15 jueces divididos en unas 5 salas especializadas”, amplió el magistrado.

En otro fragmento de la entevista, Zaffaroni volvió a cargar contra el líder del PRO al sostener que durante su gestión "se estigmatizó a los abogados laboralistas" e incluso "se persiguió a jueces".

"Macri ha estigmatizado a los laboralistas. Los ha tratado de delincuentes poco menos. Durante su Gobierno se ha perseguido jueces, se ha armando una Cámara”, sentenció. 

En relación a la toma de Guernica en el partido bonaerense de Presidente Perón que fue desalojada este jueves en medio de un fuerte operativo policial, el exjuez de la Corte señaló que el despligue de las fuerzas "no es propio de un gobierno peronista".

“No digo que estén bien las tomas. Pero ese desalojo no parece propio de un gobierno peronista. Si es necesario se sigue negociando", cuestionó.

Además, se metió de lleno en la discusión sobre la propiedas privada: "el derecho de propiedad naturalmente hay que respetarlo pero la propiedad privada tiene límites. Por ejemplo, no puedo tener un foco infeccioso en mi casa o hay cosas que yo no puedo hacer con mi patrimonio”, concluyó.