El coronavirus se llevó por delante todos los planes. En un planeta arrasado y desconcertado, la generación millennial puede tener un rol crucial en el proceso de reseteo. 

Deloitte presentó los resultados de Argentina de la Encuesta global Millennials 2020, que resalta que esa generación, junto con la Z, se mantienen resilientes frente a la interrupción económica y a los impactos sociales sin precedentes causados por la pandemia del COVID-19. No sólo ven este momento como una oportunidad, sino que quieren liderar los cambios para que el "nuevo mundo" post-pandemia sea mejor. De acuerdo con las respuestas, que en el caso local muestran leves divergencias y se mantienen altamente en línea con los resultados globales, ese grupo etáreo se manifiesta precavido con los ahorros, estresado por lo económico, preocupado por el medio ambiente y apoyan a las empresas que tienen impacto social positivo.

"El mundo luego de la pandemia del COVID-19 seguramente será distinto y más alineado a los ideales de estas generaciones. Han visto como el planeta pueda sanar, como los negocios pueden adaptarse rápidamente y cuán ingeniosas y cooperativas pueden ser las personas. Saben que la sociedad luego de la pandemia puede ser mejor de la que la precedió, y tienen la tenacidad suficiente para hacerlo realidad", destaca el informe de la consultora en sus conclusiones.

Casi la mitad (48%) de los Millennials en Argentina, dijeron estar estresados la mayor parte del tiempo (frente al 50% global). Los principales elementos que se mencionan contribuyen a este estrés son la preocupación por el bienestar familiar, el futuro financiero a largo plazo, las finanzas del día a día. Sin embargo, el estudio muestra prudencia financiera, más de la mitad de los Millennials y casi la mitad de la generación Z, afirman que están ahorrando. En el país, el 38% prevé que la situación financiera en los próximos 12 meses mejorará.

La mayoría dan alta calificación a empresas e instituciones respecto a respuestas a pandemia. Sin embargo, estas decisiones, no se tradujeron en mejores opiniones generales de estas instituciones y sus líderes. De todas formas, apoyaran activamente a las empresas que tengan un impacto positivo en la sociedad. 

A nivel global, la preocupación por el cambio climático se posiciona primera, dato que no se da a nivel local.  LOs datos sugieren que el impacto ambiental de la pandemia, con disminución de la actividad y la contaminación, dieron esperanza de que todavía hay tiempo para proteger al planeta. 

Una creciente lealtad laboral

La lealtad laboral de estas generacione aumenta a medida que las empresas abordan las necesidades de los empleados, desde la diversidad e inclusión hasta la sustentabilidad y el reskilling. En Argentina, la cantidad de millennials a los que les gustaría quedarse con sus empleadores durante al menos cinco años fue del 41%, porcentaje mayor al de quienes preferirían irse dentro de dos años (30%), Este es un resultado sin precedentes, desde que Deloitte hizo esta pregunta por primera vez, en 2016. Queda por ver cómo la pandemia afectará esta lealtad.