A horas del anuncio de la nueva etapa de la cuarentena en Argentina, se espera que en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA) se establezca el Distanciamiento Social, Preventivo y Obligatorio ( DISPO). Fuentes del Gobierno ya adelantaron que "es una posibilidad muy concreta" que esto sucede, aunque aclararon que "la última palabra la tiene el Presidente".

Es que con una baja en el promedio de casos y muertes diarias por coronavirus (Covid-19), la situación sanitaria en el AMBA está mejorando lentamente, algo que se puede ver reflejado en las aperturas que se realizan cada semana, tanto en la Provincia de Buenos Aires como en la Ciudad. 

De hecho, el gobernador Axel Kicillof ya adelantó que si Alberto Fernández anuncia nuevas flexibilizaciones, la Provincia se "plegará". Por su parte, el ministro de Salud de la Nación, Ginés González García, explicó que "el impacto que tenía (el virus) en el AMBA y en algunas provincias argentinas disminuyó fuertemente".

Qué es el DISPO y qué es ASPO

DISPO

Según consignó el Presidente, en lugares donde hay DISPO todo ciudadano podrá “circular, trabajar y realizar sus actividades siempre que guarden la distancia de 2 metros”.

Las actividades que abrieron o las que se volverán a habilitar deberán adecuarse para garantizar el distanciamiento social. Estarán habilitadas las reuniones de hasta 10 personas, pero los lugares no pueden superar el 50% de su capacidad habilitada. Dentro de las actividades permitidas se encuentran:

  • Reuniones sociales: de hasta de 10 personas en espacios públicos o de acceso público al aire libre, con distancia de 2 metros y tapabocas 
  • Acompañamiento de pacientes: durante la internación, en sus últimos días de vida, de los y las pacientes con diagnóstico confirmado de COVID-19 o de cualquier enfermedad o padecimiento. 
  • Actividades deportivas y artísticas: en tanto se dé cumplimiento a las reglas de conducta generales y siempre que no impliquen una concurrencia superior a 10 personas.

  • Espacios cerrados: se debe limitar la densidad de ocupación de espacios (salas de reunión, oficinas, comedor, cocina, vestuarios, etcétera) a una persona cada 2 metros cuadrados de espacio circulable; para ello se puede utilizar la modalidad de reserva del espacio o de turnos prefijados.

Muchos locales gastronómicos instalaron mesas al exterior para cumplir con los protocolos

"Las autoridades provinciales, en atención a las condiciones epidemiológicas y a la evaluación de riesgo en los distintos departamentos o partidos de la jurisdicción a su cargo, podrán reglamentar días y horas para la realización de determinadas actividades y establecer requisitos adicionales para su realización, con la finalidad de prevenir la circulación del virus", explica el Gobierno Nacional.

Sin embargo, seguirán prohibidas la reunión de personas en ámbitos de trabajo cuando sean para momentos de descanso, esparcimiento, comidas, o cualquier otro tipo de actividad, en caso de que se realice en espacios cerrados sin el estricto cumplimiento de la distancia social de dos metros entre los y las concurrentes y sin ventilación adecuada del ambiente. En este caso, la parte empleadora deberá adecuar los turnos de descanso, los espacios y los controles necesarios para dar cumplimiento a lo aquí establecido.

También queda prohibida la la circulación interjurisdiccional de las personas alcanzadas por la medida de distanciamiento social, preventivo y obligatorio por fuera del límite del departamento o partido donde residan, salvo que posean el Certificado Único Habilitante para Circulación.

ASPO

El Gobierno aclaró que ASPO (Aislamiento Social Preventivo y Obligatorio) "no es Fase 1", sino un régimen bajo el cual "las personas pueden únicamente desarrollar y circular a fin de realizar las actividades que han sido autorizadas, que abarcan tanto la provisión de productos y servicios esenciales y, actualmente, la realización de la mayoría de las actividades económicas y ciertas actividades sociales, deportivas recreativas".

En esta fase, quedan prohibidas las siguientes actividades:

  • Eventos públicos y privados: sociales, culturales, recreativos, deportivos, religiosos y de cualquier otra índole que impliquen la concurrencia de personas.
  • Centros comerciales, cines, teatros, centros culturales, bibliotecas, museos, restaurantes, bares, gimnasios, clubes y cualquier espacio público o privado que implique la concurrencia de personas.
  • Servicio público de transporte de pasajeros interurbano, interjurisdiccional e internacional, salvo para las actividades esenciales y exceptuadas, o quienes tengan el Certificado Único Habilitante.
  • Turismo

Cómo prevenir el contagio de coronavirus

Con medidas más flexibles en el DISPO y la posibilidad de realizar reuniones o participar en actividades que involucran a más de diez personas, se amplía la posibilidad de transmitir el coronavirus. Las diferencias de contagio entre quienes cumplen los protocolos y quienes no son sustanciales. Es que el coronavirus se puede transmitir por tres vías:

  • Las gotas que expulsan los contagiados al hablar o toser, que acaban en los ojos, boca o nariz del infectado
  • Las superficies contaminadas
  • La infección por aerosoles, partículas invisibles que se comportan como humo y son exhaladas por un enfermo. Sin ventilación, quedan en suspensión y se condensan en una sala a medida que pasa el tiempo, por lo que una persona sana puede inspirarlas y contagiarse

Por eso, respirar, hablar y gritar puede contagiar, ya que al realizar estas acciones se lanzan 50 veces más partículas cargadas de virus que cuando se está en silencio. Estas partículas pueden ser contagiosas a cinco metros de un enfermo y durante muchos minutos, dependiendo de las condiciones.

Los aerosoles se comportan como el humo y se condensan en un ambiente cerrado

Un informe del diario El País explica que en caso de que 15 personas y un positivo de coronavirus estén en una sala, clase o restaurante cerrados, sin ventilación y sin uso de tapabocas, a las cuatro horas habrá 14 contagiados. Si usan mascarilla, la probabilidad cae a 8 personas. Y, si además ventilan el lugar, la probabilidad cae a una sola persona.

Cabe aclarar que la posibilidad de adquirir el virus depende de la cantidad de personas, la movilidad, el espacio disponible y las cualidades físicas de cada individuo. Sin embargo, está comprobado que, en cualquier caso, las probabilidades de contagio caen en caso de cumplir los protocolos.