El abogado Carlos Telleldín, acusado de ser el entregado del coche utilizado en el atentado terrorista a la mutual judía AMIA en Buenos Aires el 18 de julio de 1994, se sumará al equipo que defiende a los dos hermanos detenidos por el crimen del empresario y ex secretario de Cristina y Néstor Kirchner, Fabián Gutiérrez, en El Calafate, Santa Cruz.

El abogado Carlos Muriete, a cargo de la defensa de los hermanos Agustín y Facundo Zaeta por el crimen de Fabián Gutiérrez en El Calafate, confirmó que su colega arribará en las próximas horas a la villa turística para unirse a la defensa.

Además de los hermanos Zaeta, por el hecho, se encuentran detenidos Pedro Monzón y Facundo Gómez.

La familia de Gutiérrez, hallado asfixiado y enterrado en la ciudad santacruceña de El Calafate el pasado sábado, cree que los cuatro detenidos fueron quienes "participaron del asesinato" y que cometieron el crimen "para ocultar un robo".

La familia de la víctima cree que el móvil del homicidio fue un "robo" y que "posterior a eso se produjo el crimen" con intenciones de ocultar el delito anterior, según explicó el abogado Sandro Levín, que los representa en la causa.

La defensa, por ahora, fracasó en su intento por apartar de la causa a la fiscal Natalia Mercado, sobrina de los expresidentes, pero sorprendió ahora con la incorporación de Telleldín, un hombre relacionado con los servicios de inteligencia, que cobró USD400 mil de la ex SIDE en el marco de la investigación del atentado a la AMIA, se recibió de abogado en la cárcel y está a punto ser juzgado como partícipe necesario.

La llegada de Telleldín

"Va a estar acompañando a la defensa de los hermanos Zaeta", aseguró Muriete en diálogo con LU12 AM680 Río Gallegos, destaca en su portal La Opinión Austral. "Yo lo invité, el aceptó y después se lo propuse a la familia, para conformar el equipo técnico con los abogados que ya están", explicó.

El abogado afirmó que Telleldín "va a dar una apoyatura técnica y a razonar y pensar las pruebas y los hechos", subrayó Muriete.

Sobre la situación de sus defendidos, Levín afirmó que Facundo Zaeta, aún no va a declarar. La defesa espera conocer las pruebas, entre las que se encuentra el informe de autopsia.

En el caso de Agustín Zaeta, afirmó que "declaró por más de cinco horas explicando cómo fue su vida en esos días que ocurrieron los hechos, desvinculándose totalmente de su participación", del homicidio.

Por otro lado, Muriete se refirió a la novia de Facundo, Fiona Wyss, que también prestó declaración testimonial. La chica reconoció un teléfono celular, que podría resultar clave en la investigación y no fue hallado sino hasta varios días después de ocurrido el crimen. "No es más que testigo, lo mismo que puede ser el padre o el hermano, Agustín por el hecho de ser hermano lo metieron preso", apuntó el abogado.