Incluso quien no sea muy fan de las series ya ha oído hablar de "El juego del calamar". La serie estrenada por Netflix hace unas semanas generó tal furor que seguro alguien cerca suyo la mencionó. La historia es (no tan) irreal: una misteriosa y poderosa organización recluta a personas desesperadamente endeudadas -adictos al juego, la droga, matones varios, perdedores natos- y les ofrece la chance de ganar una fortuna jugando a varios juegos, en un lugar sin especificar.

¿Quién puede ser tan tonto para aceptar lo que a todas luces es muy peligroso? 456 seres. La recompensa es tan grande que muchos se suman, y así son llevados a una isla donde, literalmente, cualquier cosa puede pasar. Sobre todo morir.

Todo el que tenga cierto conocimento del cine asiático de estos años verá en "El juego del Calamar" ("Squid game") claras influencias o atisbos de la gran "Batalla real" (2002) de Kinji Fukasaku pero también el espíritu competitivo y superviviente de la occidental "Los juegos del hambre". Prima hermana de la japonesa "Alice in Borderland", otra recomendable serie que también está disponible en Netflix, estamos ante una ficción adictiva.

En una suerte de parque infantil, mucha gente se juega la vida.

Tan sádica es esta gente que plantea cada desafío bajo la estructura de populares juegos infantiles, pero el final siempre arroja decenas de muertos. Y a lo largo de nueve episodios que combinan acción sangrienta y traiciones con dramas personales y subtramas policiales, conocemos a varios personajes interesantes que nos pintan un panorama sobre la sociedad surcoreana actual.

Seong Gi-hun: nuestro favorito

Lee Jung-jae ha actuado desde 1993 en una amplia gama de géneros y roles, en películas como "The Thieves" y "Svaha: The Sixth Finger". Aquí interpreta a Seong Gi-hun, un perdedor de buen corazón quien ha pasado por muchas experiencias difíciles, como divorcios, fracasos comerciales, deudas y problemas de juego. A pesar de su desesperada situación, no pierde la esperanza y hace todo lo posible por sobrevivir. Es un personaje agradable y amable con los demás.

Seong Gi-hun, protagonista y héroe improvisado.

Cho Sang-woo

Park Hae-soo encarna aquí a Cho Sang-woo, quien creció en el mismo vecindario que Gi-hun. Conocido por su inteligencia, se graduó de la Universidad Nacional de Seúl. Desafortunadamente, una decisión equivocada trastorna completamente su vida. Sang-woo se reúne inesperadamente con Gi-hun cuando se encuentran mientras juegan y tratan de sobrevivir.

Park Hae-soo, contrafigura complementaria de nuestro héroe.

Kang Sae-byeok

"El juego del calamar" marcó el debut como actriz de Jung Ho-yeon. Como modelo, ganó reconocimiento al aparecer en Next Top Model 4 de Corea del Sur y fue finalista conjunta. Su experiencia en muchas pasarelas y campañas es evidente en el duro carisma que se representa a través de su personaje Kang Sae-byeok. Como desertora norcoreana, Sae-byeok no es ajena a la adversidad. Sus habilidades de supervivencia la ayudarán mientras lucha por mantenerse con vida y ganar.

La mujer del grupo principal, retraída y endurecida por la vida.

4 cosas no tan conocidas sobre "El juego del calamar"

1. De dónde viene el título

El creador y director Hwang Dong-hyuk explicó: “El juego del calamar es un juego que solía jugar cuando era niño en el patio de la escuela o en las calles del vecindario. Esta es una historia sobre personas que solían jugar a este juego cuando eran niños y volvieron a jugarlo cuando eran adultos. Sentí que este podría ser el juego infantil más simbólico que podría representar el tipo de sociedad en la que vivimos hoy".

2. Todo comenzó en 2008

“Estaba leyendo muchos cómics y terminé el guión en 2009. En ese momento, parecía muy desconocido y violento. Hubo personas que pensaron que era demasiado complejo y no comercial. No pude conseguir suficiente inversión y el casting fue difícil. Me metí en él durante aproximadamente un año, pero tuve que ponerlo en pausa en ese momento" relató el director.

3. No es como otros programas de supervivencia

A pesar de algunas similitudes percibidas con otros productos del género, "Squid Game" tiene rasgos únicos que lo distinguen. Hwang Dong-hyuk compartió: “La esencia de los juegos de supervivencia es el nivel de entretenimiento que se ve a través de ellos y ver cómo los participantes luchan por ganar estos juegos. En cuanto a los factores diferenciadores, diría que la simplicidad de las reglas. No se gasta mucho tiempo ni energía en comprender las reglas; es muy simple. En lugar del juego en sí, se centra en cómo actúan y cómo responden a lo que les sucede. Por lo general, miramos a los ganadores en los juegos de supervivencia, pero en 'El juego del calamar,' miramos a los perdedores. Sin perdedores, no hay ganadores ”.

4. Gran simbolismo, increíbles decorados y música nostálgica

Además del factor de entretenimiento, hay mucho simbolismo que apreciar. Toda la serie es una alegoría destinada a simbolizar la competitiva sociedad contemporánea en la que vivimos. La forma en que los humanos cambian como adultos a través de la sociedad se refleja en cómo los juegos de niños inocentes se transforman en algo aterrador y mortal. Los actores también destacaron los decorados detallados y el hecho de que el director no se basó en gran medida en los gráficos por computadora, optando por decorados realistas y a gran escala. Por último, la música refleja lo que escuchaban los niños en los años 70 y 80, lo que resulta en un sentimiento nostálgico y familiar.

Mirá el detrás de escena de "El juego del calamar"

Más notas de

Analia Caballero

"Alerta Roja" y un trío irresistible que nos obliga a pochoclear

Reynolds, Johnson y Gadot al servicio del show

Terminó "Luis Miguel, la serie": ocaso y un nuevo amanecer para el Sol de México

Luis Miguel hace catarsis sobre el final de su biopic

"MalaYerba", una historia atrapante sobre la industria del cannabis medicinal

La industria del cannabis, en clave de thriller

"You" y una tercera temporada que repite fórmulas pero sigue atrayendo

"You": ese placer culposo

Los secretos de "El juego del calamar", la serie surcoreana del momento

Por qué "El juego del calamar" es un fenómeno

"Días de Gallos", retrato de la generación que cambió paradigmas y ejerce la libertad

El Freestyle, una forma de vida en "Días de gallos"

"Post mortem: nadie muere en Skarnes", un toque de humor negro escandinavo

"Post mortem", el encanto del humor negro

“Clickbait”, cuando el crimen se viraliza

"Clickbait"; morbo y crimen viralizado

"Heels": un ex vikingo y un ex superhéroe ahora se trenzan en el ring

Una serie ideal para los amantes de la lucha libre

"El Reino": ambición y negocios sucios en nombre de Dios y la República

Fe, ambición y política: así es "El Reino"

noticias relacionadas