En el primer trimestre del año, el valor de los alquileres en la Ciudad de Buenos Aires verificó una aceleración respecto del trimestre previo, que superó los 5,4 puntos porcentuales, un fenómeno que estuvo acompañado por una reducción del stock en oferta de alrededor de un 32 por ciento en relación con el registro del último trimestre de 2021. Así lo indica un relevamiento realizado por la Dirección de Estadísticas y Censos de la Ciudad tomando en cuenta las unidades de 1 a 5 ambientes, usadas y a estrenar, publicadas en el portal inmobiliario Argenprop.

De acuerdo con el informe, el incremento en el precio y la menor cantidad de unidades disponible es consecuencia de "la incertidumbre dada la proximidad de la reforma de la Ley de Alquileres".

De acuerdo con los datos difundidos, el incremento de precio del metro cuadrado en alquiler de los departamentos usados, que promedió

  • un 56,2% para los monoambientes 
  • 58,9% para los departamentos de 2 ambientes y 
  • 59,6% para las unidades de 3 ambientes.

Las valuaciones promedio para las unidades base alcanzaron $33.858 mensuales para los monoambientes,  $45.783 (2 ambientes) y $71.538 (3 ambientes).

El aumento de precio de los alquileres para todas las unidades consideradas fue superior a la variación estimada por el Índice de Precios al Consumidor de la Ciudad de Buenos Aires (IPCBA) que, en promedio para enero/marzo, alcanzó un 51,7% en términos interanuales.  También por encima del IPC nacional. De esta manera, por séptimo trimestre consecutivo los alquileres se valorizaron a un ritmo mayor al registrado por la trayectoria de los precios al consumidor.

En el caso de los departamentos de dos ambientes, las mayores variaciones interanuales se evidenciaron en Palermo, con un 76,9% y en Almagro con un 71,4 % de acuerdo con el cuadro difundido.