La construcción entró a la cuarentena con un cuadro gravísimo en materia de empleo, que en enero pasado tuvo su mayor contracción para el mes de toda la serie histórica disponible y así quedó en un mínimo desde que se llevan adelante los relevamientos.

Así se desprende de un informe del Instituto de Estadística y Registro de la Industria de la Construcción (Ieric), que advierte que en el primer mes del año se perforó el nivel de los 350.000 puestos de trabajo registrados tras retroceder un 14,5% interanual, la mayor baja de la que se tiene registro para ese período.

En medio de la pelea con el grupo Techint por los 1.450 despidos que el holding debió retrotraer ante el dictado de la conciliación obligatoria, las cifras muestran un panorama desolador para la actividad. Es que en relación a diciembre, el descenso alcanzó el 3,1% y de esta manera sumó por quinto mes consecutivo una caída superior al 2% mensual, por lo que el acumulado desde agosto de 2019 fue del 14,7%, "un ritmo de contracción que supera, inclusive, al observado entre Enero de 2016 y Agosto de 2015", cuando se había observado una merma considerable en el sector tras el cambio de Gobierno, según el Ieric.

Lo cierto es que al comenzar el 2020 los empleados en blanco de la actividad llegaron a apenas 346.311 y, en ese sentido, el Ieric explica que "las constructoras con 500 o más empleados son uno de los grupos más afectados por la actual coyuntura". "Su participación en la estructura del empleo sectorial pasó de exhibir su máximo registro histórico (12%) en Junio de 2019 a descender en Enero de 2020 a un 7,7% del total de los trabajadores registrados del sector", puntualiza el informe.

No casualmente, el grupo Techint anunció la semana pasada que desvincularía a 1.450 obreros por el parate de obras en su empresa constructora a raíz del aislamiento preventivo y obligatorio, que el Gobierno y la Uocra intentan evitar a toda costa, reto del presidente incluído al CEO del holding. Hasta ahora, el dictado de la conciliación obligatoria dejó en stand-by a esa decisión.

Con todo, los trabajadores de la actividad fueron los más golpeados en términos relativos desde que arrancó la crisis de financiamiento externo en 2018, con una pérdida de 13,4% de sus empleos registrados, incluso por arriba de la castigada industria manufacturera. Un cuadro que el confinamiento agravará todavía más, y, tal como alarman empresarios y la CGT, podría escalar hasta los 100.000.

Más notas de

Ignacio Ostera

La construcción se derrumbó 75% en abril y casi no hubo producción de asfalto

La construcción se derrumbó 75% en abril y casi no hubo producción de asfalto

El Gobierno busca recuperar los corredores PPP y pelea con constructoras por las garantías

El ministro Katopodis apuntó contra los bancos

El Gobierno prepara otros $10.000 millones de apoyo para las provincias

Wado de Pedro recibió hoy a Gutiérrez, que firmó por un préstamo de $5.000 millones

La construcción perdió casi un cuarto de su empleo en marzo

La construcción perdió casi un cuarto de su empleo en marzo

El Central podrá girar ganancias al Tesoro por el equivalente al 6% del PBI

En 2019, las utilidades del BCRA sumaron $1,6 billones

En plena cosecha gruesa, las cerealeras vendieron un 42% menos de dólares

En soja y maíz la comercialización cayó 50%

Prat Gay sobre el canje: "Para los bonistas es mucho mejor arreglar que hacer juicio"

Prat Gay: "Para los bonistas es mejor arreglar que hacer juicio"

Retoman tareas en 24 rutas y el gobierno apuesta al efecto multiplicador de la obra pública

Retoman tareas en 24 rutas y el gobierno apuesta a la obra pública

Portezuelo del Viento: estalló la guerra entre Mendoza y la Cámara de la Construcción

El gobernador se despachó con una dura nota

Portezuelo: la Cámara de la Construcción advirtió a Mendoza que grandes empresas se bajarán de la licitación

Quedan menos de tres semanas para la apertura de sobres