Sin acceso a los mercados, el Gobierno nacional vuelve a recurrir a organismos estatales para financiarse. Según se publicó ayer en el Boletín Oficial, decidió ampliar en 2.000 millones de pesos la emisión de Letras del Tesoro (Letes) con vencimiento el 5 de mayo de 2020, que serán colocadas en entes gubernamentales y empresas del sector público con "excedentes transitorios de liquidez".

Es la segunda vez en seis días que el Gobierno aumenta el monto a colocar en organismos públicos. El viernes de la semana pasada pasado, el Ministerio de Hacienda y la Secretaría de Finanzas habían dispuesto una ampliación de esta emisión por 7.000 millones de pesos.

El objetivo de estas colocaciones, según explicó el propio Gobierno, es "asegurar el mantenimiento del financiamiento fiscal a corto plazo, mientras las demás medidas implementadas generan los efectos necesarios para recuperar el acceso a medios de financiamiento que en este momento no resultan accesibles a costos razonables".

Con estos dos nuevas ampliaciones, se suman 9.000 millones pesos a la emisión original del 6 de noviembre, que era por 5.000 millones. Las letras tiene vencimiento a 180 días y son precancelables.