Se van los días de estufas, campera y bufanda. La temperatura sube, las plantas florecen y el espíritu foodie aumenta su curiosidad voraz. La gastronomía ganó espacios al aire libre durante la pandemia y ahora llega la mejor época para disfrutarlos

A los clásicos vergeles ocultos en la ciudad, se suman nuevas propuestas que tienen a lo botánico en el corazón de su concepto gastronómico. A continuación ocho propuestas para merendar, cenar o brindar entre el verde:

Restaurante Las Flores

Es una de las aperturas del momento con un jardín esplendoroso que invita a comer y contemplar. Es tendencia y fue elegido por American Express para el regreso de Amex for Foodies, programa gastronómico en el que está inspirada la nueva carta del restaurante que estará hasta fines de octubre. "Las Flores nació con la conciencia de que es un lugar mágico dentro de Palermo y de la Ciudad de Buenos Aires. Lo primero que nos planteamos fue que sea un espacio en el que puedan disfrutar todos los clientes a toda hora.

Además se pensó un jardín espectacular con plantas nativas [son más de 800 y hay flores de 40 especies] para que el espacio sea tan hermoso como lo es naturalmente. Lo acompañamos con una propuesta gastronómica súper interesante. En este sentido pensamos que también era un desafío creativo sumar un equipo de botánicos", señala Juan Frenkel dueño de Las Flores.

La dupla al mando de la cocina está formada por el chef Santiago Pérez y la pastelera Chula Gálvez. Uno de sus atractivos es la carta sin gluten. Ya se perfilan algunos platos estrella. En pastelería la torta Clementina de mandarina y chocolate, los alfajorcitos de maicena con flores y el alfajor vegano, que son muy requeridos. "Por la noche lo primero que recibe a nuestros comensales es un pan sin gluten, elogiado por cada persona que lo prueba, con unas mantecas de miso y de limón quemado: es exquisito", señala Frenkel. Entre los postres, la pavlova y la cheesecake de zapallo se destacan.

Se puede desayunar, almorzar, merendar o cenar. Queda en Gorriti 5870.

Restaurante Enero

Su nombre es una invitación a pensar en el verano y las vacaciones. Este restaurante de la costanera norte mantiene viva la esencia del relax todo el año. Nada mejor que la primavera para disfrutar su enorme terraza selvática. Quienes prefieran, desde el salón se ve el río.

El Chef Diego Hernández Olave sugiere algunos platitos para compartir: el cóctel del Atlántico, pulpo y langostinos ($2700) con salsa dulce de tomates, lima, cebolla morada, cilantro y acompañado de variedad de chips andinos; chipá ($1900) relleno de cordero braseado, con salsa de queso azafranado y compota de cebollas dulces; Cannoli de ricotta y salmón ahumado ($1900) o el Kebab de lomo en lemongrass ($1900).

Queda en Avenida Rafael Obligado 7180.

Base, Alto Palermo

Este espacio gastronómico acaba de abrir en el tercer nivel de Alto Palermo. Es una experiencia novedosa en la que cada local se especializa y trabaja un solo producto. El imponente rooftop de 300 metros cuadrados es todo un oasis urbano. Se pueden probar los tragos de autor de Lando Bar, una rica cerveza tirada de Pulso o de vino por copa de Celler. Para comer, las  pizzas de Núvola, originales platos de Gema que tienen la trufa como ingrediente estrella o las famosas picadas de Remo.

Queda en Av. Santa Fe 3253.

Flora

Con la llegada de la primavera, el Hotel Intercontinental Buenos Aires abrió esta semana sus pintorescos jardines para inaugurar Flora, un nuevo after office que se realizará todos los miércoles, jueves y viernes de 18 a 23 hs. Fue creado como un lugar al aire libre, informal, inspirado - en parte- en la utopía fantasiosa de la película "Alicia en el país de las maravillas". Desde los jardines del hotel, se puede apreciar la mística de la Iglesia católica de San Juan Bautista, construcción lindera finalizada en el año 1797, donde yacen los restos de las monjas capuchinas y de los combatientes criollos y británicos de las invasiones de 1806 y 1807. Para acompañar los tragos hay hamburguesa de cordero y pepino ($2400), provoleta con cherries ($1250) y ensalada cesar ($600).

El ingreso al after del Hotel InterContinental es por Moreno 809 y la entrada es libre y gratuita, sin reserva previa, pero se recomienda hacerlo (wp 011 40316032).

Nemuri Tera

Especializado en sushi y comida japonesa, abrió su local en Palermo, inspirado en un templo oriental, a comienzos de año. Tiene una terraza coqueta y tranquila, con barra de cócteles donde se pueden probar tragos como el Umami Negroni o el Wasabi Sour. Se pueden acompañar con sushi o entradas como Gyozas; Shiromi Agemono; y Ebi Furai, entre otros, además de woks y ceviches.

Cabrera 5102, esquina Thames.

Gioia cocina botánica

"La alegría de cocinar con plantas" anuncian las redes de este espacio que abrió recientemente en el Palacio Duhau. Un jardín elegante, con terrazas escalonadas y el fondo de la arquitectura francesa del hotel es un entorno deslumbrante para una cena primaveral.

La propuesta es cocina botánica, a base de plantas, en sintonía con las nuevas generaciones. Está a cargo de Julián Galende y Kenyi Heanna.

La carta es cambiante: en estos momentos incluye platos como Girgolas a la parrilla, uvas y salsa de chimichurri ($1900) y Estofado de legumbres, mascarpone de almendras ($1400). Cada semana se realiza el ciclo Martes botánicos, de 19 a 22, con Dj set, tapeo y tragos libres con Bosque Craft Gin ($4300). 

Posadas 1350.

Atis Bar

Abrió a fines de 2020 y rápidamente el boca en boca difundió los encantos de su terraza, una de las mejores de la ciudad. El edificio es una construcción de 1890 donde antes funcionaba el convento de monjas Santa María de la Salud.

Hoy se ve como un laberinto de patios coloniales, pasillos y escaleras que conectaban las antiguas habitaciones.

Todo está rodeado por más de 500 plantas. De hecho, Atis alude al hijo de una diosa griega relacionado con la vegetación. El jardín va cambiando de colores con las estaciones. Hay picadas, parrilla y pastas.

Perú 1024.

Lardito

Si bien su patio no es despampanante, cumple con su cometido y su carta bien vale la pena la visita.

Es una apertura reciente en Colegiales que se está destacando por su propuesta gastronómica y su carta de vinos.

Dumplings, baos, risotto, tartar y Beef Tataki son algunos de los platos que se pueden disfrutar. En el salón, hay flores frescas sobre las mesas.

Jorge Newbery 3655.

Más notas de

Paula Boente

Ocho jardines y terrazas para comer y brindar en primavera

Ocho jardines y terrazas para comer y brindar en primavera

Conversaciones con amigos: literatura, compañías y amores prohibidos

Conversaciones con amigos: literatura, compañías y amores prohibidos

The Serpent Queen: la tentación del fruto envenenado del poder

The Serpent Queen Season 1 2022

Cobra Kai mantiene el encanto, con Karate y más comedia

Cobra Kai mantiene el encanto, con Karate y más comedia

Cinco platos para descubrir en Gastro Japo Food Week

Cinco platos para descubrir en Gastro Japo Food Week

Cinco propuestas para aprovechar la tercera edición del Previaje

Cinco propuestas para aprovechar la tercera edición del Previaje

Día del Cabernet Sauvignon, el rey de las tintas

Día del Cabernet Sauvignon, el rey de las tintas

Kleo: una ex espía alemana con sed de venganza tras la caída del muro

Kleo: una ex espía alemana con sed de venganza tras la caída del muro

Fitness: los nuevos hábitos del entrenamiento post pandemia

Fitness: los nuevos hábitos del entrenamiento post pandemia

Llega la primera edición del Mundial del Alfajor

Llega la primera edición del Mundial del Alfajor