Algunas partidas de monedas argentinas presentan insólitos errores, curiosidades o características que las hacen muy valiosas entre coleccionistas y cotizan a altos precios. Un caso particular es el de como así es una moneda de 1881 de la que solo existen nueve ejemplares conocidos alrededor de todo el mundo, la cual tuvo un defecto normativo que hizo que la retiraran del mercado.

Son los "Medio Argentino", una especie de "hermanos menores" de las monedas conocidas como "Argentinos de Oro" y son piezas completamente únicas que se distribuyeron entre 1881 y 1896, con un peso y tamaño igual a las libras esterlinas. Actualmente hay tres unidades en manos de entidades privadas, cinco en museos, y una última de la que se desconoce su paradero, según el especialista numismático Ariel Dabbah en el portal dolarhoy.com.

Debido a que es tan poco común, puede alcanzar el valor de hasta 70.000 dólares. "Es probable que aún teniendo el dinero a mano no le alcance la vida para esperar" comprar una, comentó el especialista.

"Afortunados los coleccionistas que pueden tener una de estas exclusivas piezas en su colección y afortunado también debe ser quien quiera adquirirlas. Las fechadas en 1884 se pueden conseguir en el mercado con un poco de esfuerzo y paciencia desembolsando una suma que puede variar entre 5 mil y 12 mil dólares, de acuerdo al estado de la pieza y la suerte en el negocio", afirmó.

Respecto a su salida del mercado, fueron las apariencias de cada una lo que hicieron que su confección sea más difícil y costosa, por lo que no hubo otra opción que retirarlas apenas se dieron cuenta de los inconvenientes que presentaban. 

Las monedas de oro de 2,5 pesos, acuñada en 1881, tenían un defecto normativo por el que sólo tuvieron una tirada de nueve unidades. Pesan 4,03 gramos, y se las conoce como “Medio Argentino”, ya que pesan la mitad que las monedas "Argentinos de Oro". La normativa para la tolerancia mínima del grosor de las monedas para garantizar su calidad exigía el mismo margen para las monedas de 5 y 2,5 pesos, por lo que la medición exacta de la cantidad de oro de la moneda se hacía muy difícil, según el especialista.

"Un error en la confección de la ley hizo que las hermanas menores de los Argentinos Oro fueran casi imposibles de fabricar. Por este motivo, el director de la Casa de Moneda, Eduardo Castilla, solicitó en sendas oportunidades la corrección de dicho margen a los legisladores, pero su petición nunca fue oída y optó por no acuñar dicha denominación", señaló el especialista Ariel Dabbah. Es una historia parecida a la de la moneda "8 escudos", que también cotiza a altos precios entre los coleccionistas.