El presidente Alberto Fernández celebró este viernes el Día Nacional del Gas y aseguró: "Con energía abundante y barata también pondremos a la Argentina de pie". El jefe de Estado destacó que el país ya tiene "el Plan Gas en marcha, una nueva ley de Hidrocarburos, unas 30 obras de infraestructura gasífera por iniciar" y está "trabajando para concretar el más ambicioso proyecto gasífero de integración regional de la historia".

En esta línea, la petrolera estatal YPF anunció este jueves un plan de inversiones de 2.700 millones de dólares a lo largo de 2021, de los que unos USD600 millones se destinarán a la producción de gas natural, principalmente en el marco del Plan Gas, que insumirá inversiones por 1.500 millones de dólares hasta 2024. 

En ese lapso, se perforarán "más de 250 pozos, incluyendo áreas operadas y no operadas", adelantó la compañía en un comunicado.

En una resolución de la Secretaría de Energía se remarca que el Plan Gas.Ar tiene como uno de los objetivos prioritarios, "la necesidad de otorgar previsibilidad al abastecimiento de gas natural en el mediano plazo", y fija como herramienta "la implementación de programas de incentivo a la producción e inversión".

Las palabras del Presidente llegan luego de que la  Administración Federal de Ingresos Públicos (Afip) formalizara en la mañana de este viernes la reglamentación del procedimiento para la aplicación de los Certificados de Crédito Fiscal en Garantía en forma electrónica previstos en el Plan de Promoción de la Producción del Gas Natural Argentino 2020-2024, que podrán ser utilizados para el pago de impuestos.

La implementación de esta normativa prevé que la Secretaría de Energía informe a la AFIP la nómina de los Certificados de Crédito Fiscal en Garantía emitidos. Dichos certificados serán registrados por el organismo en el servicio Administración de Incentivos y Créditos Fiscales.

El plan energético para 2021

De esta manera, Fernández ratificó lo anunciado en la apertura de las Sesiones Ordinarias del Congreso, donde adelantó: "Vamos a extraer los recursos a partir de un entramado productivo tecnológico y diversificado en todas las provincias argentinas, motorizando la creación de empleos de calidad, el desarrollo local de las comunidades, la innovación tecnológica, el desarrollo de nuevas empresas y la incorporación de los desafíos de la industria 4.0".

Según trascendió, el plano energético es un tema clave para el Gobierno en 2021, y así se vio en las declaraciones de distintos funcionarios a lo largo de la semana, que se suman a lo dicho este viernes por Fernández.

El ministro de Economía, Martín Guzmán, adelantó que "va a haber un cuadro tarifario de transición" para evitar que el precio de las tarifas "desemboque en otro problema". Por otra parte, el ministro del Interior, Eduardo "Wado" De Pedro, celebró la designación del gobernador de Neuquén, Omar Gutiérrez, al frente de la Organización Federal de Estados Productores de Hidrocarburos (OFEPHI), el organismo que nuclea a las 10 provincias argentinas productoras de hidrocarburos. 

“La producción de hidrocarburos es la base del desarrollo, por eso quiero felicitar al gobernador Gutiérrez por haber sido designado al frente de la OFEPHI”, indicó el titular de la cartera de Interior.

En este sentido, Fernández anunciaría en los próximos días la nueva ley de Hidrocarburos, clave para potenciar tanto los recursos no convencionales (Vaca Muerta) como los convencionales, con fuerte anclaje en la Cuenca del Golfo San Jorge. La incógnita sigue siendo cuál será el rol de YPF. Según la visión de su flamante titular, Pablo González, la empresa debería tener una mayor presencia territorial.

Por qué el 5 de Marzo es el Día Nacional del Gas en Argentina

Esta fecha se conmemora por la fusión del Departamento del Gas de YPF con la Compañía Primitiva de Gas, la Dirección Nacional del Gas que posteriormente se convirtiera en Gas del Estado en 1945.

El Ing. Julio Canessa, fue el impulsor del primer gasoducto, el General San Martín que unió Comodoro Rivadavia y Buenos Aires y fue, en ese momento, el más largo del mundo.

La decisión política significó una mejora en el desarrollo sostenido de una industria que creció de una manera exponencial, ya que al momento de la nacionalización existían 190.000 usuarios en todo el país mientras que en 1992- momento de la nueva privatización- la suma registrada había ascendido a 5.000.000. 

Además, este avance representó una mejora sustancial en la economía, ya que hasta ese momento la materia prima para brindar el servicio de distribución gas era el carbón de hulla, el cual era importado de Inglaterra, y a partir de la nacionalización se comenzó a utilizar el gas que se obtenía del subsuelo argentino.