La directora de la Administración Nacional de la Seguridad Social ( Anses), María Fernanda Raverta, expuso en la Semana Social 2022 que organiza la Conferencia Episcopal Argentina (CEA) y sostuvo que “el rol del Estado debe pasar por generar e instrumentar políticas públicas para garantizar la redistribución de las riquezas".

La funcionaria nacional visitó el evento en la ciudad de Mar del Plata y disertó en una mesa denominada “La redistribución de la riqueza” en donde hizo hincapié en que “el enorme desafío y responsabilidad de los gobiernos es generar trabajo”, ya que “eso es gobernar”. 

“La Anses, el organismo que dirijo, es el corazón del Estado Nacional y de la redistribución de las riquezas y el bienestar”, dio como ejemplo Raverta. 

En ese sentido, la directora de la Anses señaló cómo estaba la situación cuando Mauricio Macri terminó su mandato en 2019 y asumió la gestión oficialista del presidente Alberto Fernández. “Cuando asumimos había 1,5 millones de chicos sin Asignación Universal porque un gobierno no instrumentó políticas públicas de seguridad social para distribuir el bienestar", criticó.

La funcionaria apuntó al macrismo y afirmó que durante toda esa gestión el Estado “no miraba” y “silenciaba” a los argentinos que estaban en situación de vulnerabilidad económica y que necesitan de asistencias sociales. 

“Sabemos que hay una población económicamente activa que construye su felicidad mediante el trabajo, que es el gran ordenador social. El Estado está para aplicar mecanismos que aseguren la vida en dignidad", remarcó, y señaló que todos lo días desde la Anses dialogan con “más de 19 millones de personas” para garantizarles “la salud, la educación, el trabajo y las diferentes etapas de la vida".

Raverta también destacó la labor del organismo previsional durante la pandemia, en donde dos millones 400 mil de trabajadores recibieron sus salario a través del Programa ATP para ayudar al sector privado. “Hemos hecho un enorme esfuerzo desde el Estado y todos los argentinos para que el sector privado no perdiera esa capacidad durante la cuarentena para cuidar la vida de los argentinos y argentinas", explicó.

Raverta reconoció que una de las preocupaciones de su gestión pasan por asegurar la alimentación de la población, y ponderó en ese sentido la sanción de la Ley de "los 1000 días", que asegura el cobro de un prenatal para las madres y cobertura de salud para los niños hasta los tres años. 

"Son muchas las políticas que se hacen desde el Gobierno y desde Anses todos los días garantizamos la redistribución de las riquezas. El papa Francisco nos invita a hacer un mundo más humano, más profundo y mas reflexionado, que es lo que tenemos que hacer todos los días", puntualizó.