El gobernador de Santa Fe, Omar Perotti, redujo su ingreso salarial y el de la vicegobernadora en un 50% entre abril y junio, y estableció otros porcentajes de descuentos para el resto del personal político y del gabinete, con el objetivo de reforzar el financiamiento del sistema de salud, en el marco de la pandemia de coronavirus.

La medida también incluye a los ministros del gabinete santafesino, a secretarios, al fiscal de Estado y a funcionarios políticos de organismo y empresas públicas, pero en sus casos el descuento será del 40 por ciento.

La misma norma establece una reducción del 35% de los ingresos mensuales de subsecretarios, subadministrador de Vialidad, administradores y subadministradores provinciales, administrador y subadministrador regionales y administrador general provincial.

Mientras que el ajuste será del 30% en los casos de directores y subdirectores, secretarios privados del gobernador y ministros, y alcanzará el 20% en autoridades superiores y personal del gabinete, según detalla el comunicado de la gobernación.