Las autoridades, sobre todo las bonaerenses, suelen remarcarlo continuamente: la saturación del sistema de salud es una posibilidad real y próxima.

El domingo, la ministra de Gobierno bonaerense, Teresa García, advirtió que se está “a punto de que colapse el sistema” sanitario. Este mismo lunes, el ministro de Salud provincial, Daniel Gollán, ratificó por enésima vez que "a este ritmo se van a agotar las camas".

Sin embargo, las cifras que difunde diariamente el Ministerio de Salud de la Nación parecen mostrar otra cosa. El viernes 7 de agosto, la ocupación de Unidades de Terapia Intensiva en el AMBA era del 66%, mientras que el 21 de julio el porcentaje era 65,4%. En el medio, una tendencia a la suba, aunque con varias marchas y contramarchas.

¿De verdad la ocupación de UTI en el AMBA tiene un ritmo de crecimiento de solo un 0,6% en 17 días? ¿Tan lejos estamos todavía del colapso? La realidad, como siempre, es más compleja.

El sistema se amplía, pero no infinitamente

La primera cuestión que se debe tener en cuenta para entender la cifra de ocupación de UTI es que el número de camas disponibles no es una cantidad fija, sino que el sistema constantemente se va ampliando, como se encargan de resaltar en todo momento las propias autoridades.

“El porcentaje de ocupación es una cosa, pero la cantidad de personas que están ocupando la terapia intensiva está subiendo. Si el porcentaje no sube más es porque se incrementó la capacidad del sistema”, explica Jorge Aliaga, ex decano de la Facultad de Exactas de la UBA y asesor científico del gobernador Axel Kicillof.

De hecho, el 21 de julio la ocupación de UTI a nivel nacional era del 55,5%, con 890 internados por coronavirus en todo el país. El 7 de agosto, la ocupación había subido solo un 1,1%, al 56,5%, mientras que la cantidad de internados por Covid-19 trepó a 1293, un 45,3% más.

Rodrigo Quiroga, bioquímico del Conicet, analista de datos y también asesor de Kicillof, agrega que este incremento de camas es producto de “un trabajo de meses, por lo que no va a poder seguir infinitamente”.

El personal comienza a escasear

Lo importante no es solo que haya camas, sino también que exista personal suficiente para atenderlas, coinciden tanto Aliaga como Quiroga.

La presidenta de la Sociedad Argentina de Terapia Intensiva (SATI), Rosa Reina, dice con preocupación que “hay cada vez más brecha entre la cantidad de camas y los recursos humanos y cada vez hay más pacientes por profesional”, lo que obviamente dificulta una atención de mayor tiempo y calidad.

Reina agrega que la situación llegó a tal punto que colegas pertenecientes a otras especialidades deben colaborar con los cuidados intensivos, y que, a pesar de que ayudan, hay tareas “que no pueden hacer porque son inherentes al intensivista”.

La médica explica que había pocos intensivistas ya antes de la pandemia y que siguen siendo esencialmente los mismos: “No nos podemos expandir porque nuestra formación lleva 3 o 4 años”, afirma.

Por eso, “una cosa es la cantidad de camas totales y otra la cantidad de camas útiles”, distingue Quiroga.

Los porcentajes engañan

Las cifras muestran que todavía hay cerca de un 34% de ocupación de UTI disponible en el AMBA y un 44% a nivel nacional, números que parecen preocupantes pero no urgentes. Sin embargo, Quiroga llama a no confiar tanto en los porcentajes.

Hay que tener cuidado en sacar conclusiones a partir de los porcentajes, porque la tendencia es a que sube la cantidad de camas ocupadas y así obviamente llegás a la saturación. Lo que tiene que ocurrir para evitarla es que los casos diarios comiencen a bajar”, desarrolla, y agrega que en términos absolutos “la cantidad de UTI ocupadas con coronavirus se duplica cada 30 días”.

Además, obviamente, los porcentajes son un promedio. En CABA, el nivel de UTI ocupadas en el sector público es del 66,6%, pero fuentes del gobierno porteño informaron a BAE Negocios que en el sistema de salud privado la terapia intensiva en Covid-19 tiene el 79% de ocupación y que, aunque la terapia intensiva no Covid-19 está al 64%, “los pacientes no se pueden mezclar”.

Por otra parte, la ocupación de UTI a nivel nacional es del 56,8%, pero Reina advierte que el número llega al 80% o 90% en zonas del interior que tuvieron complicaciones, como Jujuy, Río Negro, Córdoba o Chaco.

En ese sentido, Aliaga asegura que “la cantidad de camas en el interior es muy chica” en comparación con el AMBA y que si los casos crecen rápidamente en ambos lugares la situación será difícil porque no habrá posibilidad de trasladar personal.

Lo bueno: la curva se ameseta en algunos lugares

Por último, hay sí un factor positivo que puede ayudar a explicar el porcentaje relativamente estable de ocupación de UTI en el AMBA, que es el amesetamiento de los casos en algunas de sus zonas.

“La velocidad de aumento de los casos disminuyó en CABA y el primer cordón del conurbano”, afirma Quiroga. ¿Por qué? Por la “inmunidad del cagazo”, explica tomando un criollo concepto del investigador Roberto Etchenique, que es “cuando la gente cercana a uno empieza a quedar internada y nos empezamos a cuidar más”.

“Allí el ritmo de ocupación de camas no viene como hace un mes, porque si no los hospitales ya estarían saturados”, agrega el experto.

De todos modos, Quiroga advierte que existe una inercia por la demora entre el nuevo caso y la internación, que hace que aun si los casos se estabilizan, la ocupación de camas siga subiendo durante aproximadamente dos semanas más.

Más notas de

Javier Slucki

PASO: la Cámara Nacional Electoral pide vacunar a todas las autoridades de mesa

Las PASO tendrán lugar el 12 de septiembre y las generales el 14 de noviembre

Segunda ola: los números que muestran las miles de vidas salvadas por las vacunas

Ya se aplicaron en Argentina casi 15 millones de dosis de vacunas contra el coronavirus

Repro, Tarjeta Alimentar, ley antidespidos, inflación y situación fiscal: las definiciones del Gobierno tras la reunión del gabinete económico

Todesca participó de la reunión que en esta ocasión se realizó en Olivos con la presencia de Alberto Fernández

Sputnik Light: preguntas y respuestas sobre la vacuna rusa de una sola dosis

Rusia anunció que la Sputnik Light será exportada a sus socios extranjeros

Tras el fallo de la Corte, ¿qué va a pasar en las demás provincias con clases presenciales suspendidas?

El DNU del sábado 1 de mayo suspendió las clases presenciales en las zonas de "alerta epidemiológica" hasta el 21 de mayo

Kicillof defendió a Alberto Fernández, criticó a la Ciudad y anunció una batería de ayudas económicas

Axel Kicillof habló desde el Salón Dorado de la Gobernación de La Plata

Larreta: CABA mantiene las clases presenciales en los niveles iniciales

Larreta dio una conferencia desde la sede del gobierno porteño en Parque Patricios

Clases presenciales: la Corte ya puede resolver el amparo de Ciudad contra el DNU de Nación

El DNU presidencial suspendió las clases presenciales en el AMBA entre el 19 y el 30 de abril

Afirman que se está moderando el crecimiento de la segunda ola

La circulación se prohibió en el AMBA entre las 20 y las 6 de la mañana con el objetivo de bajar la curva de casos

Argentina es uno de los cinco países del mundo que produce la Sputnik V

Argentina también fue el primer país de América latina en aprobar el uso de la Sputnik V, en diciembre pasado