Todo parece indicar que el “romance” que Elon Musk tuvo con bitcoin (BTC) a principios de año terminó de la peor manera. El magnate volvió a provocar una caída de precios en el mercado de criptomonedas tras una serie de mensajes contra la moneda virtual más importante. Descontento con las críticas a sus recientes intervenciones en la red social, el dueño de Tesla aseguró que apostaría todo por su criptomoneda favorita, dogecoin, y acusó a Bitcoin de estar centralizado.

Notoriamente molesto por los comentarios de los partidarios de Bitcoin que cuestionaron su decisión de suspender el pago con la criptomoneda en Tesla, el multimillonario les recordó ayer que él sabe “más de lo que creen” sobre finanzas por haber ayudado a crear PayPal. Incluso sugirió que liquidaría el resto de los 1.500 millones de dólares en bitcoins que la compañía de autos eléctricos compró en febrero.

Un analista del mundo cripto publicó un mensaje en la red social del pajarito azul en donde aseguró que los seguidores del bitcoin “entrarán en pánico el próximo trimestre cuando descubran que Tesla se deshizo del resto de sus participaciones en Bitcoin”. Ese comentario fue avalado por el propio Musk: “En efecto”, respondió el “tecnorey”  a ese pronóstico. 

¿El bitcoin está centralizado?

Otra de las polémicas en las que se metió Musk fue sobre la descentralización del bitcoin, una de las banderas que esgrimen los partidarios de las criptomonedas en general y de BTC en particular. Sin embargo, para el segundo hombre más rico esa supuesta descentralidad no es genuina

Bitcoin está en realidad muy centralizado, con la gran mayoría controlada por un puñado de grandes empresas de minería (también conocidas como hash). Una mina de carbón en Xinjiang se inundó, casi matando a los mineros, y la tasa de hash de Bitcoin cayó un 35%. ¿Le parece que eso está ‘descentralizado’?”, sostuvo Musk. 

El episodio al que aludió el magnate ocurrió el 18 de abril. Ese día, el valor de bitcoin retrocedió 10 mil dólares. Sin embargo, algunos analistas señalaron que las pérdidas no estaban solamente relacionadas con la caída de la tasa de hash de la minería por aquel incidente en China.

Musk y su amor a dogecoin

De la mano a su rechazo al BTC, Musk se muestra cada vez más entusiasmado con dogecoin, una criptomoneda paródica que fue “apadrinada” por el dueño de Neuralink durante el último tiempo. Por ejemplo, la agencia espacial de su propiedad, SpaceX, lanzará en 2022 un satélite financiado enteramente por esa criptomoneda

En ese sentido, tras las críticas que recibió el multimillonario de parte del trader Peter McCormack en una serie de tweets, el CEO de Tesla solo atinó a responder que los “Hilos odiosos (de Twitter) como este hacen que quiera apostar todo a Doge”. 

Sin embargo, parece que DOGE sufre problemas similares de centralización a los que supuestamente padece bitcoin. Cuando se le preguntó qué haría para resolver ese problema, Musk dijo que creía que los monederos (“wallets”) grandes eran propiedad de plataformas exchange de criptomonedas.

Esa afirmación fue desmentida rápidamente por Changpeng Zhao, el CEO de Binance, la exchange más grande del mundo:  “Elon, el primero (con el 30% de la oferta total) NO pertenece a Binance. Dudo seriamente que pertenezca a otra exchange basándome en el patrón de uso, etc. Podría estar equivocado. ¿Quién te lo ha dicho? Es posible que quieras comprobar tu fuente. Te deseo lo mejor”, respondió Zhao.

Bitcoin y ehter: el panorama de las criptomonedas

Este lunes 17 de mayo 1 bitcoin tiene un valor de 44.500 dólares. En cambio, si se lo compara con pesos argentinos, el monto asciende a 8.014.080 pesos, de acuerdo al portal especializado CryptoMarket. Esta cifra es una baja de casi 20 mil dólares a su máximo récord de 63.700 dólares que supo tener a mediados de abril. 

La segunda criptomoneda más importante, ehter, también se muestra condicionada por los efectos del “miércoles negro”. Desde su récord de 4.300 dólares, el cripto activo ahora cotiza 3.450 y tiene una tendencia a la baja de 7%.