La calificadora de riesgo Moody´s estimó que finalmente la Argentina alcanzará un acuerdo con el FMI (Fondo Monetario Internacional), si bien advirtió acerca de que la mirada de los mercados va a estar puesta en el cumplimiento de dicho acuerdo. Mientras que el Gobierno aclaro que el nuevo arreglo “tiene que ser el marco de crecimiento para la Argentina”. 

En una conferencia de prensa este jueves, el vicepresidente y analista de calificadora, Gabriel Torres, consideró que "el acuerdo con el FMI es una condición necesaria pero no suficiente, para una mejora crediticia y una vuelta a los mercados internacionales".

"Es un paso importante el acuerdo, pero más importante es que se cumpla", remarcó Torres.

En ese sentido, explicó: "es posible que haya un reacción positiva inicial respecto de un acuerdo con el FMI pero la gran pregunta es si se cumple, porque un plan con el FMI seguramente requerirá un proceso fiscal, y en dentro de dos años tenemos elecciones; y las señales en ese sentido no son claras aún".

Sin embargo, el analista aclaró que "no es el escenario base" que no se alcance un acuerdo. "Casi no existe eso, ocurrió en Irán bajo la revolución del '59, ése es el tipo de escenario en que países que se irían, y es muy raro de que eso suceda. No es nuestro escenario base", subrayó.

Por otra parte, el Gobierno destacó que al acuerdo con el FMI “tiene que ser el marco de crecimiento para la Argentina”, y remarcó que las reuniones y las negociaciones que “se siguen manteniendo son para para seguir trabajando en la búsqueda de una acuerdo”. En los próximos díasfuncionarios argentinos viajarán a Washington, Estados Unidos, para encontrarse con el staff del Fondo. 

En esa línea, el Ejecutivo anticipó que presentará en el Congreso un programa plurianual con metas de crecimiento, gasto, política monetaria y acumulación de reservas que deberá ser aprobado por el Poder Legislativo y que va en línea con lo que se está disutiendo con el Fondo. 

Gabriel Torres, vicepresidente de Moody's para Argentina

"El acuerdo con el Fondo y lo que conlleva el acuerdo plurianual es una condición necesaria pero no suficiente para una mejora crediticia. Efectivamente tiene que haber una clara señal de que el gobierno va a mantener las políticas fiscales y monetarias", analizó el vicepresiente de Moody's.

Respecto de un eventual aumento en las tasas de interés en la Argentina, Torres se refirió a la experiencia del pasado y consideró poco probable que el FMI pida tasas positivas con una inflación de más del 50% anual.

En este sentido, consideró que parte de la solución al problema es que la Argentina pueda desarrollar un mercado propio, en su propia moneda, como el resto de sus pares de la región.