La ministra de Salud, Carla Vizzotti acentuó que no es obigatorio el uso del barbijo "al aire libre, circulando y sin aglomeración de personas", en la conferencia de prensa que se brindó en Casa Rosada por la mañana en el comienzo de la primavera. 

Uso de barbijo 

Durante la mañana del 21 de septiembre, Vizotti celebró el transcurso de las "16 semanas consecutivas de descensos de casos” de coronavirus  (Covid-19) en el país. Además, la titular de la Cartera de Salud dijo que no "hay ningún aglomerado urbano en emergencia epidemiológica".  

Luego de los cambios en el gabinete, acompañada por el flamante jefe de Gabinete, Juan Manzur, Carla Vizotti expresó que "levantamos la obligatoriedad del uso del tapaboca al aire libre, circulando y sin aglomeración de personas". 

Obligatoriedad barbijo: medidas del gobierno 

A pesar de las nuevas aperturas frente a las medidas de sanidad, la ministra aclaró que continuará siendo obligatorio su uso en lugares cerrados (aula, cine, teatro, ámbitos de trabajo, transporte público, espectáculos y eventos masivos) y al aire libre cuando hay aglomerados de personas. 

Países en los que no es obligatorio el uso del barbijo

El uso de tapabocas obligatorio como protección contra el coronavirus empieza a levantarse en aquellos países que lograron vacunar a gran parte de la su población. Israel fue el primer país en eliminar esta medida de obligatoriedad el pasado 18 de abril. 

En Europa, España fue uno de los primeros países que dictaminó el 26 de junio circular al aire libre sin necesidad de usar el barbijo.  En el caso de Francia, la medida sanitaria se levantó el 17de junio, salvo donde no se pueda garantizar una distancia de dos metros. Sigue siendo obligatorio su uso en todos los edificios públicos y en el transporte.

En Grecia la medida de uso obligatorio del barbijo finalizó el 25 de junio y en Italia comenzó el 28 de junio. 

El  Reino Unido mantiene la exención de su uso en exteriores, aunque recomienda seguir usando mascarilla cuando no se pueda mantener la distancia de seguridad. Sigue siendo obligatorio en lugares cerrados y el transporte público.

En Alemania, los estados federados en general las exigen en interiores, en el comercio y en el transporte público. No obstante, en algunas ciudades sigue vigente su uso en algunas calles, plazas o parques muy frecuentados.

Polonia obliga a usar mascarilla en lugares cerrados, transporte público, tiendas, locales de ocio, escuelas, iglesias, dependencias sanitarias, juzgados y centros de trabajo si se comparte la sala con otras personas.

En Dinamarca sigue vigente su uso en tiendas y transporte público desde agosto del año pasado, pero eliminó esa norma hace dos semanas, aunque se mantendrá para pasajeros que vayan de pie en transporte público en las horas pico.

Tanto  Noruega como Finlandia solo recomiendan su uso y obligan en interiores.

Y  Suecia recomendó a finales de diciembre pasado que fuesen utilizadas en el transporte público, lo que es obligatorio en Islandia, donde también son necesarias cuando no se pueda guardar un metro de distancia.

El uso de la mascarilla en la calle dejó de ser obligatorio en algunas ciudades belgas, como por ejemplo en Bruselas desde el pasado 9 de junio, salvo en las zonas concurridas o en el transporte público.

Países Bajos nunca llegó a imponerlas en el exterior y en diciembre pasado obligó en interiores. La medida se levantará el próximo sábado si se puede mantener la distancia de metro y medio, aunque mantiene su uso en el transporte público y los colegios de secundaria.

En Austria al aire libre nunca fueron necesarias y hasta ahora era obligatorio el uso de máscaras FFP2 en todos los espacios públicos cerrados o el transporte público. A partir del 1° de julio será suficiente usar cualquier tipo de tapabocas.

En Hungría en el exterior ya no es obligatorio, pero sí en el transporte público, comercios y otros espacios cerrados. Y en Rumania dejaron de ser obligatorias al aire libre el pasado 15 de mayo y siguen siendo necesarias en tiendas, transporte público, recintos culturales y espacios cerrados.

Rusia obliga a utilizarlas en lugares públicos y el transporte.

América y el uso del barbijo 

En Estados Unidos, desde el pasado 13 de mayo los vacunados pueden ir sin mascarilla al aire libre y la mayoría de interiores, excepto hospitales, aviones y autobuses.

Brasil obliga desde julio del año pasado, aunque desde mediados de abril algunos gobiernos y alcaldías regionales ya venían imponiendo su uso.

En Nicaragua es opcional en las calles y obligado en los comercios y en los taxis.

Colombia recomienda su uso en exteriores y lo hizo obligatorio en transportes públicos y donde hubiera afluencia masiva o no fuese posible mantener la distancia de seguridad, lo mismo que Uruguay.