Facebook ya logró que el concepto de metaverso esté principalmente asociado a su nombre, aunque no quiere que ese nombre sea el que se relacione con la red social. El metaverso más conocido —ya que es una tecnología en la que muchas compañías están invirtiendo— es de Meta, la empresa que es dueña de Facebook, que antes se llamaba Facebook Inc. y que tiene el mismo CEO: Mark Zuckerberg. Mientras continúa en la tarea de despegarse de los escándalos de privacidad y daños de sus redes sociales, Meta logró —con muchas pérdidas de dinero mediante— que su preciado metaverso supere los 300.000 usuarios, aunque muchos de ellos todavía no estan seguros de que se quieren quedar allí. 

"Es el momento. 10.000 mundos fueron creados. Vení y jugá, construí o solo pasá el rato. Las posibilidades son infinitas", tuiteó Horizon Worlds, el metaverso de Facebook, en celebración por su nuevo récord de mundos.

Después de gastar millones y más millones, en solo un par de meses después de su lanzamiento el metaverso está dando resultado. La apuesta de Facebook, una aplicación de VR y AR idea para los lentes de realidad virtual Quest 2, ya tiene 300.000 usuarios y un grupo de creadores que supera los 20.000. 

La cifra, confirmada por el portavoz de Meta, Joe Osborne, incluye tanto a los usuarios de Horizon Worlds como los de Horizon Venues, una aplicación separada para asistir a eventos en vivo en realidad virtual que usa los mismos avatares y mecánicas básicas. Sin embargo, fuera de ese número queda Horizon Workrooms, una experiencia de conferencia de realidad virtual que se basa en un sistema de invitación.

¿Podrá Meta lograr que este crecimiento se mantenga en el tiempo? Esa es la apuesta de la empresa, pero las estimaciones de analistas no opinan lo mismo. Las ventas de los auriculares Quest, uno de los dos requisitos para entrar al metaverso que todavía está en construcción —el otro es tener más de 18 años—, se estiman en 10 millones de dólares. Muy poco dinero para los más de 10.000 millones de dólares que perdió Reality Labs, la empresa encargada de la realidad aumentada y realidad virtual en Meta.

Crecen los usuarios, pero también las pérdidas de Facebook

Según comunicó Reality Labs, las pérdidas de la empresa en 2021 ascienden a 10.200 millones. El número, por el momento, no solo no puede ser cubierto ni de cerca por los 300.000 usuarios de Horizon Worlds, sino que también representa una pérdida preocupante, ya que en 2020 el metaverso le costaba a la compañía 6.600 millones en pérdidas.

En este sentido, es claro que Facebook está dispuesta a gastar miles de millones de dólares en busca de construir un mundo que pueda devolverle la imagen perdida después de los reiterados escándalos que tuvo a finales de 2021. Ya se acabaron los tiempos en donde desacelerar las ganancias para cuidar la salud mental de los usuarios no era opción, a tal punto que ahora Meta analiza cada movimiento que hace en busca de cuidar su metaverso y darle una imagen positiva. 

De esta manera, introduce cambios casi a pedido de los usuarios, y sale de inmediato a resolver cualquier problema que se le presente para que nadie pueda decir que a Meta solo le importan las ganancias. Por eso, cuando una mujer denunció que fue "violada" en el metaverso, apareció la distancia social para salvar el día: "límites personales", una herramienta de Facebook para que todos se sientan cómodos al navegar por el mundo virtual. 

Nada de esto es suficiente, y la credibilidad de Meta —y particularmente la de Mark Zuckerberg— todavía sigue por el piso. Por primera vez en toda su historia, Facebook sufrió una pérdida importante de usuarios, y aunque su CEO culpó a TikTok, las acciones no lo perdonaron: la caída bursátil de Facebook fue de 230.000 millones de dólares

El pasado todavía no se olvida

Esa credibilidad perdida todavía está muy vigente, y así lo reflejan las encuestas. Según un estudio realizado por Advokate a 1000 consumidores estadounidenses interesados en interactuar en mundos virtuales, un 87% buscará ingresar a metaversos basados en cadenas de bloques descentralizados, como por ejemplo Decentraland, construido sobre Ethereum. Facebook no entra en esta categoría, pese a que es el más conocido de todos.

Por otro lado, un 77% expresó que está preocupado de que Facebook sea el propietario de los datos. Con el historial de los datos compartidos a terceros y sabiendo que la empresa ya capta datos biométricos en más de mil millones de personas —aproximadamente el 15% de la población mundial—, los temores parecen más que lógicos. 

La mitad de los encuestados dijeron que tienen entre 18 y 25 años; el 21% dijo que tiene entre 33 y 40 años; el 13% dijo que tiene entre 41 y 56 años; y el 4% tiene 57 años o más. Solo el uno por ciento dijo que tenía menos de 20 años.  Cuando se les preguntó para qué tipo de actividades los consumidores usarían el metaverso, la opción más popular fue jugar, seguida de salir con amigos, trabajar y tener reuniones, asistir a conciertos, hacer ejercicio y estudiar con compañeros de clase, informó ZDnet.

Decentraland es una alternativa a Horizon Worlds y una amenaza al metaverso de Facebook

El futuro de Internet es un metaverso inmersivo con una variedad de juegos emocionantes y divertidos para ganar dinero. Esta encuesta ilustra que los jugadores y los consumidores anhelan un espacio digital donde puedan jugar juegos emocionantes, socializar con amigos, crear y personalizar sus NFT”, explicó Gordon Kwokdirector, CEO de Advokate Group.

Un sorprendente 48% de los encuestados dijo que tomará entre tres y seis años para que el metaverso sea aceptado en la corriente principal, seguido por un 23% que cree que tomará entre siete y 10 años. Todavía falta mucho tiempo para que el sueño de Mark Zuckerberg se haga realidad. En el medio, habrá que solucionar la crisis con Europa, encontrar una forma de ganar dinero y volver a una imagen ideal que parece cada vez más lejana y utópica.